•   Brasilia, Brasil  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa) de Brasil prohibió hoy la venta de cigarrillos aromatizados y con sabores, en una medida aplicada para productos nacionales e importados.

Después de tres horas de debate, los cuatro directores del organismo regulador decidieron prohibir la adición de sustancias que dan sabor y aroma a los cigarrillos, como los mentolados, clavos, canela, chocolate y fresa, entre otros, según informaciones de la estatal Agencia Brasil.

En cuanto a la adición de azúcar a los cigarrillos, que también pretendía ser prohibida, la Anvisa aceptó el pedido de la industria tabacalera y autorizó una reposición limitada al porcentaje que se pierde durante el proceso de secado de las hojas de tabaco.

Ese punto, el del azúcar, atrasó por una semana la decisión. El plazo fijado para la adaptación de la producción a la nueva norma será de un año, mientras que fue estipulado un límite de seis meses para retirar los productos de los puntos de venta.

Otros derivados del tabaco, como los puros, tendrán un plazo de adecuación de 18 meses para su fabricación y seis meses para ser retirados del mercado.

La nueva disposición no se aplicará para los cigarrillos y derivados del tabaco exportados.

El propósito, según el director Agenor Álvares, será el de disminuir el número de fumadores en el país y tornar el cigarrillo menos atractivo en niños y adolescentes.

Los cigarrillos aromatizados y con sabores, según datos del sector, representan el 3 por ciento de las ventas en Brasil.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus