•   Washington, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La campaña de bombardeos de la coalición liderada por Estados Unidos contra el grupo Estado Islámico (EI) permitió matar a "1,000 combatientes" enemigos por mes, dijo el viernes uno de los generales estadounidenses que dirige la operación.

Los ataques aéreos "tienen un profundo efecto en el enemigo" y "han retirado del campo de batalla a más de mil combatientes enemigos por mes", estimó el general John Hesterman, jefe del componente aéreo del comando militar de Medio Oriente, durante una conferencia telefónica desde Catar.

La eficacia de la campaña de bombardeos es criticada tanto en Estados Unidos como en otros países. Algunos parlamentarios y exoficiales de la Fuerza Aérea acusan a Washington de coartar demasiado la acción de sus pilotos.

El general confirmó que el 75% de las misiones regresa sin haber lanzado una sola bomba. Pero "las comparaciones con conflictos contra un ejército regular de Estado nación no se aplican", dijo Hesterman.

"Tener como objetivo a un ejército regular es relativamente fácil", añadió. Y explicó que es mucho más difícil atacar a combatientes del grupo yihadista EI porque desde el inicio "se han mezclado con la población civil".

El funcionario rechazó los testimonios de pilotos publicados en los medios estadounidenses que lamentan tener que respetar reglas de compromiso muy estrictas para atacar a los yihadistas.

La coalición ha llevado a cabo 15,675 misiones aéreas desde agosto de 2014. De estas misiones, 4,423 realizaron bombardeos, según cifras que ofreció el general.

Sin embargo, esta campaña aérea no impidió a los yihadistas ultra radicales tomar la ciudad iraquí de Ramadi (oeste), lo que pone en cuestión la eficacia de la estrategia del gobierno de Barack Obama.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus