•   Yemen  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El conflicto en Yemen sufrió una nueva escalada de violencia con ataques de envergadura de los rebeldes chiitas contra Arabia Saudita, en respuesta a una intensificación de los bombardeos aéreos, unas semanas antes del inicio de los diálogos de paz previstos en Ginebra.

Los rebeldes chiitas hutíes y sus aliados, militares fieles al expresidente Ali Abdalá Saleh, lanzaron el sábado antes del amanecer un misil Scud dirigido al sur de Arabia Saudí, una zona que ya había sido atacada en la víspera por varios frentes.

Según los medios saudíes, esta es la primera ofensiva de esta magnitud desde que el 26 de marzo comenzara la campaña de bombardeos aéreos lanzada por la coalición árabe liderada por Arabia Saudita contra los rebeldes.

Los combates del sábado por la mañana saldaron con la muerte de cuatro militares saudíes, incluidos dos oficiales, y decenas de muertos en el lado yemení, indicó un comandante de la coalición en un comunicado.

Ganar terreno

En represalia, los aviones de combate de la coalición bombardearon durante la noche varias instalaciones militares y posiciones de los rebeldes en el norte de Yemen, incluyendo la capital, Saná, pero también en el sur.

El viernes, la rebelión aceptó entablar negociaciones con el gobierno en el exilio, unos diálogos que se celebrarán en Ginebra y auspiciados por la ONU, para intentar poner fin a la guerra que arrasa al país.

Ninguna fecha se ha fijado oficialmente para estas conversaciones pero, según los diplomáticos en Nueva York, estas empezarán el 14 de junio.

Su objetivo es establecer el alto el fuego, un plan de retirada de los rebeldes de las zonas conquistadas y un aumento de la ayuda humanitaria, precisaron.

Los rebeldes han exigido hasta ahora el cese de los bombardeos aéreos de la coalición para restablecer la autoridad del presidente Abd Rabo Mansur Hadi, exiliado en Riad.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus