Sergio Cortez / Analista
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las recientes incursiones militares indias en Birmania, también conocido como Myanmar,  han incrementado las tensiones entre la India y Pakistán.
En los últimos operativos, unos 70 soldados indios cruzaron la frontera hacia Myanmar para ejecutar una redada en contra de rebeldes militantes acusados de matar a 18 soldados indios.

El ministro de estado para el Ministerio de Información y Radiodifusión en India, Rajyavardhan Singh Rathore, tras esta incursión, exclamó que esto era un mensaje para Pakistán, en el sentido de que India está dispuesto a ir por militantes rebeldes a donde sea.

Esto fue una referencia a la región de Cachemira. Este sitio es disputado por ambos países y recientemente ha visto una escalada en conflictos armados entre ambos países.

En ambos países hay una creciente percepción del otro como una amenaza. En ambos territorios sus ciudadanos apoyan a sus propios gobiernos. Y esto se evidencia en las redes sociales.

En Twitter los ciudadanos de India han mostrado su apoyo a través del hashtag “#56inchrock” o piedra de 56 centímetros, haciendo referencia a un comentario que el primer ministro indo Narendra Modi hizo sobre el tamaño de su pecho. De la misma manera, en Pakistán  el hashtag “#atankWadiIndia” es el que ha ganado más popularidad, el cual hace referencia a India como un estado terrorista.

Un ejemplo de este apoyo fue mostrado por el grupo @defencepk, el cual emitió un twitter que decía: “nuestro consejo de viaje para Modi es mandar a sus soldados a invadir Pakistán con bolsas para cadáveres, porque las necesitarán, y nosotros no tenemos”.

Pakistán e India han tenido relaciones violentas por años. Esto se puede ver a través de las tres guerras que estos dos países han tenido desde la partición de Pakistán en 1947. Dos de estas han sido sobre la región de Cachemira. Sin embargo, la última guerra entre estos dos países fue en 1971. Desde entonces, ambas naciones han adquirido armas nucleares.

En años recientes ambos países han incrementado su capacidad y tecnología nuclear. Mientras India ha estado adquiriendo misiles de largo alcance y misiles antibalísticos, Pakistán se ha enfocado en armas nucleares tácticas, con misiles pequeños que no sean detectados ni interceptados por los sistemas de defensa indios; y también misiles de largo alcance que permiten atacar a cualquier  parte de India y hasta a Israel.

Además, Pakistán ha estado creando un sistema de Second Strike, en el cual si sufren de un ataque primero y sus armas nucleares terrestres son destruidas, ellos aún podrán responder y así asegurar una destrucción mutua (MAD por sus siglas en inglés).

Aunque India mantiene una política de usar armas nucleares solo si antes son usadas en contra de ella, el gobierno Pakistaní  ha declarado que si India ataca a Pakistán de cualquier forma, ellos están listos para usarlas. El ministro de defensa Pakistaní ha asegurado que si India hace una incursión como esa en Pakistán hay posibilidades de una guerra nuclear y que si la comunidad internacional no intervenía, India podría ser un “heraldo de desastres”.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus