•   Atenas, Grecia  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Los griegos entraron ayer en el corralito “sin dinero ni esperanza” después de que el gobierno decretara el cierre de los bancos durante ocho días y limitara a 60 euros diarios el dinero que se puede retirar en los cajeros.

“Mañana (hoy) se pagan los salarios. Pero los bancos están cerrados y mi jefe no tiene dinero ¿Qué vamos a hacer? Tenemos que pagar las facturas”, dice preocupada Sofia Chronopoulos, una joven vendedora de tejidos.

Al igual Sofia, muchos griegos se preguntan cómo van a administrarse en los próximos días, durante los cuales solo podrán contar con 60 euros por día hasta el martes 7 de julio, día en que en principio, los bancos vuelven a abrir.

Temor por referéndum

Este lunes por la mañana numerosos cajeros automáticos no habían sido reabastecidos. “El cajero no funciona”, explica Vaggelis, que no está preocupado por el máximo de 60 euros. “Es suficiente para mí”, dice.

Los griegos empezaron a vaciar los cajeros después de que el primer ministro Alexis Tsipras anunciara la decisión de convocar un referéndum para el próximo domingo sobre las propuestas de sus acreedores, la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional (FMI).

“No hay dinero. Probé todos los cajeros automáticos. El cierre de los bancos es un enorme problema en Grecia. Resulta difícil no ceder al pánico”, dice Theodoros Contos, un repartidor de 38 años, visiblemente estresado.

Preocupados

“Sin dinero y sin esperanza ¿Cómo hemos llegado a esta situación?” se pregunta Chris Bakas, un desempleado de 28 años que habla de “lunes negro”.

Nikos Gyallitsis, propietario de un café en el centro de Atenas, calcula que va a perder el 50% de su facturación y teme, como muchos comerciantes, que desaparezcan sus clientes.

“La gente va a guardar el dinero para la comida y la gasolina”, asegura. 

Cerca de 17,000 manifestantes, la mayor parte de ellos simpatizantes del gobierno de izquierda de Syriza, se manifestaron este lunes en Atenas y Tesalónica (Norte) a favor del “No” en el referéndum.

Bolsas con pérdidas

Las principales bolsas europeas registraron ayer importantes pérdidas de entre un 2 y un 5%, ante el miedo de que Grecia, tras el fracaso de las negociaciones con sus acreedores, y con un corralito en vigor, sea incapaz de hacer frente a sus pagos y salga del euro.

La situación en Europa también afectó a las principales bolsas de Asia, que cerraron con fuertes pérdidas y los precios del petróleo cayeron ayer en Nueva York y Londres, arrastrado también por la crisis griega.

Pago de hoy al FMI está en duda

El primer ministro griego, Alexis Tsipras, dejó entrever ayer que Grecia no pagará hoy al Fondo Monetario Internacional el tramo de 1,600 millones de euros del préstamo que vence este martes.

“Pagaremos si hasta entonces logramos un acuerdo sostenible”, dijo Tsipras en una entrevista con la televisión pública, dejando con ello claro que el desembolso no se efectuará. 

“¿Es posible que los acreedores esperen el pago al FMI cuando han impuesto la asfixia a los bancos?”, se preguntó el primer ministro heleno, añadiendo: “cuando decidan dejar de asfixiarlos, se les pagará”.

Asimismo, afirmó que no quiere continuar siendo primer ministro a cualquier precio, sin aclarar cuál sería su actitud si en el referéndum del domingo próximo ganara el “Sí”.

La falta de pago de los 1,600 millones de euros adeudados al FMI que vencen este martes, expondría a Grecia a una serie de sanciones que pueden incluir hasta la expulsión de la institución.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus