•   Ciudad del Vaticano  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El papa Francisco vuelve por segunda vez a América Latina para visitar Ecuador, Bolivia y Paraguay, un viaje marcado por el espíritu ‘multiétnico y multicultural’ de esos países, con variedad de poblaciones indígenas, afroamericanas y de lenguas.

“Para preparar el viaje hemos tenido en cuenta la variedad y la riqueza de las diferentes etnias y poblaciones de esos países: los grupos indígenas, la realidad mestiza y los idiomas locales, como quechua, aimara, guaraní”, confesó ayer el portavoz del Vaticano, padre Federico Lombardi, tras ilustrar a la prensa sus principales etapas del 5 al 13 de julio.

“Será un viaje intenso”, admitió el jesuita que, como el Papa argentino, es particularmente sensible a la historia del continente americano y a sus conflictos pasados y recientes como el de Chile con Bolivia por una salida al mar, que el Papa argentino no abordará para evitar polémicas. 

A los menos grandes

“El Papa quiso ir a los países menos grandes e importantes. Ese fue su criterio”, recalcó Lombardi.

Después del viaje a Brasil en 2013 poco después de su elección como pontífice para celebrar la Jornada Mundial de la Juventud, Francisco ha visitado regiones y países que se caracterizan por ser los más pobres y olvidados.

Así fue con la isla de Lampedusa, emblema del drama de la inmigración ilegal en Italia y con Albania, una de las naciones más pobres de Europa.

En los tres países el pontífice argentino permanecerá 48 horas, las cuales repartirá en dos etapas y que incluyen Quito y Guayaquil para Ecuador, La Paz y Santa Cruz para Bolivia, y Asunción y Caacupé para Paraguay.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus