•   Asunción, Paraguay  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Papa repartió ayer esperanza entre los 90 menores ingresados en el hospital pediátrico Niños de Acosta Ñu, en Gran Asunción, mientras que en el exterior le aguardaban miles de personas para recibir su bendición.

Durante su visita al centro, que acoge a niños con diferentes problemas médicos, el pontífice escuchó a los pequeños y recibió de ellos cartas personales y trabajos realizados en las aulas del hospital, ubicado en la localidad de San Lorenzo.

También asistió a la inauguración de una placa en recuerdo de este encuentro, que finalizó con unas palabras de Francisco a la salida del hospital en las que aseguró que reza por los ingresados y sus familiares.

“Este es un hospital donde muchos sufren, yo quiero decirles y a ustedes, mamás y papás, que rezo por vosotros y rezo por sus hijos para que la virgen esté muy cerca de vosotros y para que Jesús les dé la salud y para que ustedes tengan la fuerza y la constancia que solo tienen los padres”, afirmó el pontífice, mientras era abrazado por uno de los niños del centro.

El papa Francisco expresó su “firme condena” del atentado perpetrado ayer frente al consulado italiano en El Cairo y envió un telegrama de condolencias a las familias afectadas.

También tuvo palabras de agradecimiento para el personal del hospital por su sacrificio, al tiempo que instó a seguir las palabras de Jesús y aprender del comportamiento de los niños.

“Jesús le dice a los grandes que, si no se hacen como los niños, no entrarán en el reino de los cielos. Qué quiso decir Jesús con eso, que nos hagamos como los chicos y aprendamos de ellos, que no tienen vergüenza y me dan sus cartas con tanta espontaneidad”, dijo.

Visita finaliza hoy
Tras la visita del Papa al hospital, el primero de sus actos en su segundo día de estancia en Paraguay, Francisco se dirigió en coche cubierto al cerro conocido como Cruz del Peregrino, a unos 48 kilómetros de Asunción.

Allí tiene previsto tomar el papamóvil para recorrer los casi seis kilómetros que separan ese lugar del santuario de Caacupé, la capital católica de Paraguay, donde participará en una multitudinaria misa.

Luego, a su regreso a Asunción, hablará en un polideportivo ante representantes de la sociedad civil y al terminar ese evento irá a un acto religioso en la catedral para rezar las Vísperas con miles de personas.

Su visita a Paraguay finaliza hoy domingo con una masiva misa en el parque Ñu Guasú, con lo que cerrará la gira que le ha llevado también por Ecuador y Bolivia.

El viernes, durante su primera jornada en Paraguay, se entrevistó con el jefe del Estado, Horacio Cartes, y dio un discurso en el Palacio presidencial de López.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus