•   Jerusalén  |
  •  |
  •  |
  • EFE y AFP

Las autoridades israelíes hacían ayer todo lo posible para tratar de calmar los ánimos y evitar que el ataque mortal de la madrugada del viernes contra una familia palestina, por colonos extremistas judíos en la localidad cisjordana de Duma --en el que falleció un bebé--, derive en una oleada de violencia.

El primer ministro israelí Benjamín Netanyahu se apresuró a condenar el ataque en los términos más duros y horas más tarde fue a visitar a una de las víctimas del ataque de Duma, un niño de cuatro años, hermano del bebé fallecido, quien tiene quemaduras en el sesenta por ciento de su cuerpo.

Asimismo, Netanyahu llamó personalmente al presidente palestino Mahmud Abás, para expresarle su condena por lo ocurrido y ofrecerle luchar juntos contra el terrorismo.

Además, Israel se hizo cargo de los tres heridos en el ataque de Duma: el padre del bebé, Saed Dawabsha, de 32 años; su esposa, Rihan, de 27, y el pequeño Ahmad, de 4, quienes fueron trasladados por helicópteros militares a dos hospitales en las ciudades israelíes de Tel Aviv y Bersheva, en un gesto poco habitual en estos casos.

“Estamos haciendo todo lo que podemos para salvarles la vida. Cuando estás al lado de la cama de este niño pequeño y su hermano, apenas un bebé, ha sido brutalmente asesinado... estamos conmocionados, enfurecidos. Lo condenamos. Tolerancia cero contra el terrorismo, venga de donde venga”, dijo Netanyahu en un comunicado.

La ONU condena

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, “condenó firmemente el asesinato” del bebé palestino, hecho que calificó de “acto terrorista”.

Citado por su portavoz, Ban critica también al gobierno israelí por “la impunidad” de la que gozan los colonos israelíes que atacan a los palestinos.

“La persistente incapacidad para poner fin a la impunidad de los colonos ha conducido a un nuevo y horrible incidente y a la muerte de un inocente”, destacó Ban. “Es necesario que esto se termine”, agregó.

El asesinato del bebé fue condenado también por prácticamente toda la comunidad internacional, comenzando por Mahmud Abas, presidente de la Autoridad Palestina, quien prometió llevar el caso a la Corte Penal Internacional (CPI).

Alemania, Estados Unidos, Francia, Egipto, Rusia, y la Unión Europea, ente otros países y organismos, se sumaron a la condena por el asesinato del bebé palestino.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus