•   Madrid, España  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Trece personas fueron detenidas en Marruecos y otra en España en una “operación antiterrorista conjunta” que buscaba desmantelar una red de captación de combatientes para el grupo yihadista Estado Islámico (EI), anunciaron los ministerios del Interior de ambos países.

Agentes de los servicios de inteligencia español y marroquí “han desarticulado una célula terrorista compuesta por 14 personas”, informó el martes el ministerio español en un comunicado.

Trece de las detenciones tuvieron lugar en Marruecos, principalmente en Fez (5) y Nador (4) pero también en Casablanca, Al Hoceima y Driouech. Una persona más fue detenida en la localidad española de San Martín de la Vega, cerca de Madrid.

“Los detenidos formaban parte de un grupo cuya principal actividad estaba encaminada a la captación y envío de combatientes extranjeros a la región de Siria e Irak bajo el control del DAESH” (acrónimo en árabe del Estado Islámico, ndlr), explicó el Ministerio español.

Clima de psicosis

Las autoridades sospechan que “pretendían reeditar en Marruecos y en España las masacres perpetradas por los integrantes del DAESH con la intención de establecer un clima de psicosis e inestabilidad”.

Según Madrid y Rabat, estas redes reclutaban “el mayor número de combatientes nacionales y extranjeros” para “la ejecución de operaciones de envergadura en sus países de origen y de residencia”.

Estas “operaciones preventivas” dan prueba de la “importancia de la colaboración en la seguridad” entre los servicios marroquíes y españoles, señaló el Ministerio marroquí del Interior.

En España se detuvieron 48 presuntos yihadistas desde principios de año, precisó este martes el ministro del Interior español, Jorge Fernández Díaz, en declaraciones a la prensa.

“Todos los países están amenazados”, insistió. “Ya hemos dicho que no es una guerra de la religión sino una guerra de la barbarie contra todos aquellos que se oponen a una visión absolutamente fanatizada que no tiene nada que ver con el auténtico islam”, añadió.

El ministro recordó que España se encuentra en un nivel 4 sobre 5 de alerta antiterrorista desde el 26 de junio, tras los ataques en la ciudad tunecina de Susa que causaron la muerte a 38 turistas.

El EI lanzó una vasta ofensiva el junio de 2014 en el norte de Bagdad que le permitió hacerse con amplias secciones del territorio iraquí y en la vecina Siria, aprovechando la guerra civil en ese país.

Este grupo, acusado de crímenes de lesa humanidad, comete raptos, violaciones, decapitaciones o limpieza étnica en las regiones bajo su control.

14 personas conformaban la célula terrorista desarticulada ayer.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus