•   Ciudad de Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • EFE y AFP

El comediante y presentador de televisión Jimmy Morales, sin experiencia política y postulado por un partido de derecha, aventajaba por cuatro puntos al empresario Manuel Baldizón, también derechista, con 12.34 por ciento de votos escrutados en las elecciones que se celebraron este domingo en Guatemala.

Morales, de 46 años, se situó en primer lugar con 25.79 por ciento, seguido de Baldizón (45) con 21.7 por ciento y la exprimera dama Sandra Torres (59) con 19.15 por ciento.

De mantenerse la tendencia, ninguno de los tres alcanzaría el 50 por ciento de votos requeridos para vencer en primera vuelta, con lo cual los dos más votados deberán disputar una segunda ronda el 25 de octubre.

Morales comenzó a crecer en la preferencia del electorado como un candidato externo a la política, al calor del creciente rechazo de los guatemaltecos a los escándalos de corrupción que provocaron la renuncia y detención del expresidente Otto Pérez y su exvicepresidenta Roxana Baldetti.

Los votantes

Los guatemaltecos acudieron ayer a las urnas de forma masiva y bajo una aparente calma para elegir a las autoridades que los gobernarán durante los próximos cuatro años, en unos comicios marcados por la crisis institucional que atraviesa el país centroamericano derivada de varios casos de corrupción.

Según cifras preliminares del Tribunal Supremo Electoral (TSE) se superó el 50 por ciento de participación de los más de 7.5 millones de guatemaltecos llamados a las urnas.

Las votaciones se celebraron bajo una tensa calma y, por el momento, no se reportaron grandes disturbios, a excepción de algunos bloqueos en los departamentos de Chimaltenango, Zacapa y El progreso, o denuncias por el acarreo de votantes.

El Instituto Centroamericano de Estudios para la Democracia (Demos) denunció “deficiencias” en el control electoral, y reportó actos de propaganda o acarreo de votos.

Desafíos

El futuro gobernante, que deberá asumir el 14 de enero, tendrá el desafío de devolver la esperanza a una Guatemala harta de los corruptos, agobiada por una pobreza del 54 por ciento de los 15.8 millones de los pobladores y una violencia generada por el narcotráfico y las pandillas que deja una tasa de 39 homicidios por cada 100,000 habitantes.

“Quien resulte electo debe tener claro que tendrá fiscalizacion de toda la población guatemalteca y por supuesto, del Ministerio Público (fiscalía) investigará a quien corresponda, no importa si es el presidente, viccepresidente o cualquier funcionario”, dijo tras votar la fiscal general Thelma Aldana.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus