•   Tegucigalpa, Honduras  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El abogado Eduardo Montes, defensor de la vicepresidenta del Congreso hondureño Lena Gutiérrez, acusada de corrupción, fue asesinado ayer a cuchilladas, informó la Policía, que aseguró haber capturado a un sospechoso del crimen.

Montes salía del ascensor en el piso 14 de un edificio al este de la capital hondureña cuando fue atacado por un hombre al que la Policía hondureña identifica como Rigoberto Paredes Vélez, de 30 años y ahora detenido.

Las autoridades no adelantaron ninguna hipótesis sobre los móviles del homicidio, pero en medios de comunicación locales y en redes sociales abundaron los comentarios que relacionan el crimen con el caso de la legisladora, a quien el litigante defendía.

Sin embargo, la madre del sospechoso, Anarella Vélez, aseguró a medios de prensa que su hijo fue detenido “de manera injusta” y “porque coincidió en el ascensor” con Montes, en el momento del incidente.

ESCÁNDALO DEL SEGURO

El apoderado legal del edificio donde se registró el crimen, Caronte Rojas, dijo escuetamente a periodistas que Paredes confesó que mató al abogado Montes “por razones personales”.

“La persona que lo mató dijo que no se arrepentía, que él había sido y que era una especie de venganza personal la que estaba librando contra el abogado, según lo que le dijo a la seguridad del edificio”, añadió Rojas.

Montes defendía a la congresista Gutiérez y a tres miembros de su familia que fueron acusados por el Ministerio Público de vender al Instituto Hondureño de Seguridad Social, medicinas y equipo médico con sobreprecios.

La diputada del oficialista Partido Nacional (PN, derecha) evadió la cárcel, junto a sus padres y dos hermanos, pagando una fianza establecida por el juez que lleva la causa.

100 ABOGADOS MUERTOS

El caso de Gutiérrez se relaciona con el saqueo de 330 millones de dólares del Seguro Social, un escándalo que salpicó al presidente hondureño Juan Orlando Hernández y que ha levantado una ola de protestas protagonizadas por un movimiento espontáneo de autodenominados “Indignados”.

El mandatario admitió que el equipo de la campaña electoral que lo llevó al poder, recibió en 2013 sin su conocimiento unos 94,000 dólares provenientes de ese saqueo al Seguro Social, por lo que manifestantes indignados piden su renuncia y la instalación de una comisión internacional de Naciones Unidas para investigar los casos de corrupción.

En la violenta Honduras, que tiene una tasa de 68 homicidios por cada 100,000 habitantes, han sido asesinados un centenar de abogados desde 2010, según el estatal comisionado de Derechos Humanos.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus