•   Moscú, Rusia  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Varios soldados rusos se han negado a combatir en Siria, donde el Ministerio de Defensa tendría previsto enviarles en breve en una misión secreta, según informó ayer el diario digital Gazeta.ru.

“Pensamos que nos enviaban a Donbass (este de Ucrania) y ocurre que es a Siria. No queremos ir a Siria. No queremos morir allí”, dijo Alexéi, uno de los soldados profesionales destinados en una unidad militar en el puerto de Novorossiisk (mar Negro).

Muchas serpientes

Los soldados aseguran que, aunque ningún oficial mencionó al principio que su destino sea Siria, sus superiores les advirtieron de que serían desplegados en un país donde hace mucho calor y hay muchas serpientes, y les instruyeron sobre cómo comportarse en caso de ser apresados.

“Nos hablaron sobre el reforzamiento de las bases aéreas en Siria. Uno de los que trabajan en el puerto dijo que los nuestros llevan ya cuatro meses combatiendo sobre el terreno”, indicó uno de los militares profesionales.

El pasado 16 de septiembre un representante del Estado Mayor les reveló que la compañía sería enviada al puerto sirio de Latakia -uno de los bastiones de las fuerzas del régimen del presidente sirio, Bachar Al Asad-, no descartó que tuvieran que participar en acciones de combate y adelantó que partirían al día siguiente en barco.

Según Gazeta.ru, la compañía nunca fue enviada a Siria, ya que ese mismo día los soldados acudieron a la fiscalía militar, aunque esta se negó a tramitar su solicitud, advirtiéndoles sobre el castigo que les espera por negarse a cumplir una orden.

La madre de uno de los soldados denunció que el Ministerio de Defensa presiona a las familias para que guarden el secreto sobre el destino de sus hijos, bajo la amenaza de quedarse sin compensación en caso de que este muera en combate.

“¿Por qué envían a la gente allí, como ganado al matadero? Nosotros no estamos en guerra. Ni nos han preguntado si estamos de acuerdo. No han tenido en cuenta el estado de salud. Y en Siria las condiciones climatológicas son extremas (...) Que vaya (el ministro ruso de Defensa, Serguéi) Shoigu”, dijo una de las madres.

Según la prensa rusa, Rusia ya ha movilizado a fuerzas especiales para proteger las instalaciones del centro de mantenimiento en el puerto sirio de Tartus y para evacuar a los rusos residentes en Siria, en caso de necesidad.

Mientras, la prensa occidental habla de que Moscú está habilitando aeródromos en territorio sirio en previsión de una intervención militar rusa, además de haber enviado tanques y todo tipo de armamento pesado.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus