EFE
  •   San José, Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Fondo Monetario Internacional (FMI) mostró ayer su preocupación sobre la necesidad de realizar reformas tributarias en Costa Rica como una solución al creciente déficit fiscal.

Una misión del FMI, que finalizó ayer, alertó que el creciente déficit fiscal y la alta dolarización de créditos de los consumidores, representan riesgos para la economía nacional.

En la actividad oficial de clausura participó el jefe de misión del FMI, Lorenzo Figliuoli; el representante regional del FMI, Mario Garza; el presidente del Banco Central de Costa Rica, Olivier Castro y el vicepresidente y ministro de Hacienda, Helio Fallas.

“En esas condiciones, el ajuste fiscal no se hace bien diseñado, no se hace con gradualidad y tiene un impacto negativo sobre la economía y, sobre todo, en los sectores más débiles de la sociedad, los que menos se pueden defender”, afirmó a los medios Figliuoli.

Datos del Ministerio de Hacienda indican que el déficit fiscal de Costa Rica alcanzó en los primeros nueve meses de 2015 el 4.3% del Producto Interno Bruto (PIB), superior al 4% registrado en el mismo periodo del año pasado.

Al mes de septiembre del presente año los ingresos totales presentaron un incremento de 8.3% con respecto al periodo enero-septiembre de 2014, mientras que los gastos crecieron en un 10.1%.

El Gobierno impulsa, sin mayores avances, en el Congreso varias reformas tributarias que incluyen, entre otras cosas, cambios en el impuesto de la renta y la conversión del impuesto de ventas del 13% en uno del valor agregado (IVA) del 15 %.

El jefe de misión del FMI, Figliuoli, explicó que de no aprobarse de manera pronta los proyectos, el país “estaría entrando en el riesgo de que las opciones de financiación se cierren” y que la reforma llegue para atender un “momento de crisis”.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus