•   Santiago de Chile, Chile  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Nueve de los "33 mineros de Atacama" presentaron este lunes una demanda por estafa contra los abogados que administran los derechos de la increíble historia que protagonizaron hace cinco años, cuando sobrevivieron 69 días enterrados a más de 600 metros.

La querella es por "estafa calificada, apropiación indebida, contrato simulado y prevaricación" contra los abogados Remberto Rodrigo Valdés, Fernando García y "de todos aquellos que resulten responsables", señala el documento presentado por los mineros ante el Cuarto Juzgado de Garantía de Santiago.

"Acá hay una situación muy anómala y por lo tanto es la justicia la que debe dirimir esto(...) Hoy día estamos siendo rescatados por segunda vez", dijo Luis Urzúa, jefe de turno aquel 5 de agosto de 2010, cuando un derrumbe lo sepultó junto con otros 32 compañeros en el fondo de la mina San José, en el desierto del norte de Chile.

Además de Urzúa, firmaron la demanda los mineros Juan Aguilar, Jorge Galleguillos, Víctor Zamora, Richard Villaroel, Osmán Araya, Mario Gómez, Claudio Acuña y Ariel Ticona.

"Mediante una serie de maniobras fraudulentas y engañosas, aprovechándose de su calidad de abogados, inducen a error a los 33, haciéndoles creer que tendrían una sociedad administrada por ellos, para, en definitiva, perjudicarlos y apropiarse de partidas de dinero que les correspondían", detalla un resumen de la querella presentada por los mineros.

De acuerdo al contrato, a cada minero se le hizo ceder sus derechos por 4 millones de pesos (unos 5,700 dólares), que serían descontados en futuros pagos por los ingresos de la venta de su historia.

Desacuerdos entre mineros

El Grupo de abogados Carey -del que forma parte Fernando García, uno de los abogados señalados en la querella- señaló que debido a las "constantes divisiones internas al interior de los 33" interrumpieron en octubre de 2013 la asesoría legal.

"Las imputaciones que este grupo de nuevos mineros realizan no se ajustan a la realidad" ya que el estudio los asesoró en dos proyectos, el libro "Deep Down Dark ("En la oscuridad", en español de Héctor Tobar)" y la película "Los 33", que ya fueron publicados.

A su vez, aclaran que ni García ni el estudio recibieron ganancias por las gestiones realizadas.

La querella da nuevas muestras de la ruptura entre los mineros en los últimos años y que se profundizó tras el estreno en agosto pasado de la película "Los 33", la producción de Hollywood protagonizada por Antonio Banderas.

"No todos han entendido realmente lo que está pasando (...) hemos luchado durante cuatro años para mostrar que nuestros derechos fueron vulnerados", agregó Urzúa.

Para el minero Víctor Zamora, "no se trata de pelear, de luchar contra los mineros, porque nosotros somos un grupo muy junto(...), la separación que tenemos en el grupo es por lo que los abogados han hecho con nosotros".

Los derechos, centro de disputas

Protagonistas de una épica historia, que por más de dos meses mantuvo en vilo a millones de personas alrededor del mundo, el grupo formado por "Los 33" sufrió varias disputas.

El estreno mundial en Chile de la película que cuenta su historia, dejó en claro esas diferencias.

"Desde el primer momento el contrato fue leonino, por eso estamos peleando por nuestros derechos, por nuestra historia", dijo a la AFP Urzúa, horas antes de presentar en el juzgado la demanda.

En la vereda de enfrente, Mario Sepúlveda -el minero más carismático del grupo que dio vida al personaje de Banderas en el film - considera un error la postura tomada por sus compañeros.

"Me da pena que ellos sean tan ignorantes y que se dejen llevar por gente que no ha leído como corresponde los contratos", comentó Sepúlveda a la AFP.

El minero confesó sentir "mucha pena por tener que tratar estas cosas que se tendrían que hablar entre cuatro paredes", entre los 33 hombres.

La historia maravilló al mundo cuando a los 17 días de ocurrido el accidente, en los que la tierra no daba señales de los mineros, un pequeño mensaje de vida emergido desde el fondo de la mina afirmaba que todos estaban bien.

Como en un guion de cine, a los 69 días todos fueron rescatados sanos y salvos en un final digno de una historia que conmovió y despertó la admiración de todo el mundo.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus