•   Mariana, Brasil  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las actividades de la minera brasileña Samarco fueron embargadas en el estado de Minas Gerais (sureste) tras un deslave que enterró a un pueblo entero, al tiempo que la esperanza por encontrar a una veintena de desaparecidos se desvanece, luego que una autoridad afirmara que al menos la mitad estarían muertos.

Samarco, décima exportadora de Brasil y propiedad a partes iguales de la angloaustraliana BHP Billiton y la gigante brasileña Vale, “solo podrá retomar las actividades después de la investigación y la adopción de medidas de reparación de los daños provocados”, informó a la AFP una portavoz del gobierno estatal de Minas Gerais, donde tuvo lugar el accidente.

Debido a la necesidad de investigar los riesgos para la población y el medioambiente, el gobierno estatal adoptó el embargo de manera urgente, sin necesidad de justificarlo, explicó.

“Samarco solo está autorizada a desarrollar acciones de emergencia, o sea, aquellas destinadas a minimizar el impacto de las rupturas de los diques y prevenir nuevos daños”, añadió.

El tsunami de lodo ocre mezclado con desechos de mineral de hierro que se abatió el jueves sobre el pequeño poblado de Bento Rodrigues, de 620 habitantes, dejó cuatro muertos --dos de los cuales no han sido identificados aún-- y una veintena de desaparecidos, dijo a la AFP el mayor Rubem da Cruz, de los bomberos militares del Estado. El total de desalojados supera las 600 personas.

SALARIO MÍNIMO

La Fiscalía de Minas Gerais recomendó ayer a Samarco pagar un salario mínimo (207 dólares mensuales) a cada familia que se ha quedado sin hogar, fijar un plazo para trasladarlos de hoteles a casas y apartamentos y establecer un plan de indemnización para que “las víctimas puedan seguir adelante con sus vidas” (comprar una casa, otorgarles una suma de dinero importante).

“Intentamos resolver todo esto sin entrar en la justicia”, pero “si Samarco no cumple nuestra recomendación, vamos a hacerlo para que esta determine el cumplimiento de esas medidas”, dijo a la AFP el fiscal de Mariana Guilherme de Sá Meneghuin.

Andrew Mackenzie, presidente de BHP Billiton, la mayor minera del mundo, anunció que tiene previsto visitar esta semana lo poco que quedó del pueblo arrasado.

“Nuestra primera prioridad es asistir a Samarco en una respuesta segura y efectiva a esta terrible tragedia”, dijo Mackenzie.

Portavoces de Samarco no dieron detalles sobre la visita de Mackenzie. El presidente de Samarco, Ricardo Vescovi, visitó enseguida el lugar del accidente y dio una conferencia de prensa, pero el presidente de Vale no lo ha hecho. La mandataria brasileña Dilma Rousseff, cuya popularidad ronda apenas el 9%, envió al lugar a una comitiva ministerial.

POCA ESPERANZA   

Los familiares de los desaparecidos tienen cada vez menos esperanzas de encontrar a sus parientes, luego que el gobernador del estado de Minas Gerais, Fernando Pimentel, afirmó que “con seguridad los 13 desaparecidos que estaban en el depósito al momento de la ruptura difícilmente serán encontrados aún con vida”.

Hay otras 13 personas desaparecidas, de varios poblados en torno a Mariana --pequeña ciudad histórica de Minas Gerais-- donde ocurrió el desastre el jueves.

Según Pimentel, esas personas podrían haber alcanzado a escapar de la poderosa ola de barro o estar aisladas en alguna localidad sin que hasta ahora hayan sido contactadas.  

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus