•   Nueva York, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Los residentes de Nueva Jersey no salen de su asombro luego de que cinco niños, entre los 10 y 11 años, fueron detenidos tras descubrirse un supuesto complot para hacer estallar una falsa bomba que llevaron a la escuela, informaron hoy medios locales.

La amenaza, cuyo objetivo era la Clifton High School, con una población de unos 3.274 estudiantes y 230 profesores, quedó al descubierto luego de que profesores de los chicos hallaran una carta con los detalles y avisaran a la Policía.

Las cuatro chicas y el jovencito habían llevado el miércoles a su escuela elemental un "artefacto" que presuntamente planificaban detonar durante una visita que harían ese día a dicho centro educativo, de acuerdo con el canal 12 de noticias de Nueva Jersey.

Sin embargo, el "artefacto" contenía solo vinagre y canela, de acuerdo con el sitio NorthJersey.com.

Te interesa: California: Obama no descarta terrorismo en tiroteo

Sin embargo, la Policía no considera una broma el alegado plan de los menores y cree que estos querían "causar daño", aunque aún se desconoce las razones.

"No es una broma, tenían un legítimo plan", aseguró el detective del caso, sargento Robert Bracken. "No tenían el equipo adecuado, pero la intención estaba ahí", agregó.

Los niños fueron suspendidos de la escuela y tras ser detenidos e interrogados por la Policía, que aún no les presenta cargos, quedaron bajo la custodia de sus padres.

El incidente ocurrió horas antes de una matanza en San Bernadino (California) que dejó 14 muertos y una veintena de heridos.