Antonio Martín Guirado
  •   Los Ángeles, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Los Ángeles EE.UU./ El alcalde de Los Ángeles(EE.UU.), Eric Garcetti, defendió ayer la decisión de cerrar más de 900 escuelas públicas debido a una amenaza “creíble” que incluye el uso de artefactos explosivos y armas de fuego y espera que, tras la investigación de las autoridades, la situación quede “en nada”.

“La decisión de clausurar las escuelas no la tomo yo, pero la apoyo como alcalde de esta ciudad”, afirmó Garcetti en una conferencia de prensa.

“Esperemos que todo esto quede en nada, pero estoy aquí para apoyar la medida. Mi prioridad es mantener la ciudad segura”, agregó el alcalde.

El jefe de la Policía de Escuelas de Los Ángeles, Steve Zipperman, recordó que la investigación sigue su curso y que las escuelas del área metropolitana permanecerán cerradas hasta que las autoridades completen la inspección de todos los campus.

Por su parte, el jefe de la Policía de Los Ángeles, Charlie Beck, reveló que la amenaza fue recibida en forma de correo electrónico la pasada noche por varios miembros de Los Ángeles Unified School District (LAUSD, en inglés), el mayor sistema de escuelas públicas de California, que tiene matriculados a más de 700,000 estudiantes.

El correo electrónico fue rastreado hasta una dirección IP en Fráncfort (Alemania), aunque Beck indicó que el lugar de procedencia de la amenaza pudo ser falsificado y que se sospecha que el origen de la misma “es mucho más próximo”.

El jefe policial indicó que el contenido de ese correo electrónico amenazaba a varios campus del LAUSD con “artefactos explosivos, rifles de asalto y pistolas automáticas”.

NY no cerró escuelas 

Las autoridades de Nueva York también recibieron ayer una amenaza contra su sistema escolar parecida a la de Los Ángeles, pero decidieron mantener abiertos los centros educativos al considerar que no tenía credibilidad.

“Las medidas aplicadas en Los Ángeles fueron una reacción exagerada”, dijo el jefe de la policía de Nueva York, William Bratton, en relación al cierre de más de 900 escuelas públicas en la ciudad californiana atendiendo una posible amenaza de bomba.

“Esta reacción es la pretendida por la persona que ha enviado estas amenazas”, agregó Bratton, que advirtió que las autoridades “no deben permitir que aumente el pánico entre la sociedad”.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus