•   La Paz, Bolivia  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las consecuencias del fenómeno climático de El Niño han afectado desde noviembre pasado en Bolivia a unas 12,000 familias en seis de las nueve regiones de este país, informó hoy una fuente oficial.

Los perjuicios a la población se debieron a granizadas, sequía y desbordamiento de ríos en más de medio centenar de municipios en las regiones de Chuquisaca, Cochabamba, Potosí, La Paz, Oruro y Santa Cruz, dijo a Efe el viceministro de Defensa Civil, Oscar Cabrera.

Unas 3,500 hectáreas de cultivos en estas regiones han quedado dañadas a causa de los citados eventos climatológicos, añadió.

"La previsión para estos próximos meses es que va a haber lluvias más continuas y eso implica que vamos a atender por un lado emergencias como riadas e inundaciones, y por otro lado, probablemente vamos a atender reportes de sequía", señaló Cabrera.

Ante esta situación, el Gobierno boliviano aprobó a principios de este mes un decreto para poner en marcha el "Plan de Acciones Inmediatas ante el Fenómeno El Niño 2015-2016", que contará con un presupuesto de 21.5 millones de dólares.

Cinco ministerios y el Fondo Nacional de Inversión Productiva y Social coordinarán las acciones que se apliquen dentro de ese plan con el Viceministerio de Defensa Civil.

Bolivia almacena 315,000 toneladas de maíz, arroz y trigo para mitigar los efectos del fenómeno meteorológico, que según prevén las autoridades causará sequías y fuertes lluvias en distintas zonas del país hasta febrero.

El fenómeno de El Niño consiste en un calentamiento de las aguas del Pacífico que puede producir, entre otras consecuencias, lluvias intensas en unos lugares y sequías en otros, así como olas de calor o de frío dependiendo del área geográfica. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus