•   Asunción, Paraguay  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Las fuertes inundaciones en Paraguay elevaron a 140,000 la cifra de evacuados, de estos al menos 90,000 en las zonas ribereñas cercanas a Asunción, debido a las torrenciales lluvias, informó este domingo la Secretaría de Emergencia Nacional. "El río (Paraguay) está cerca de los 8 metros. Ni los peores pronósticos indicaban que en diciembre podíamos alcanzar esos niveles en el río Paraguay", dijo a periodistas Julián Báez, titular de la Dirección de Meteorología e Hidrología.

El pico de 9 metros de crecida del río data de 1983, cuando las aguas anegaron el puerto de Asunción e inundaron las principales calles céntricas. El Gobierno emplazó a los 7,000 pobladores de la ciudad de Alberdi, 130 km al sur, a abandonar la población por fisuras en el muro de contención que podría acarrear una catástrofe.

Si continúan las lluvias en el norte, en la zona del Pantanal, la crecida puede llegar a los niveles de 1983, según Báez.

Las inundaciones van acompañadas de torrenciales lluvias que el pasado fin de semana dejaron como resultado cuatro muertos, aplastados por caída de árboles en la zona metropolitana de Asunción.

Báez admitió que el río Paraguay bajó 3 cm en la ribera de Asunción pese a las lluvias. Sin embargo, el pronóstico vaticina más precipitaciones los próximos cinco días.

La mano de El Niño

El técnico recordó que la máxima inundación hace 32 años tuvo como antecedentes torrenciales lluvias.

"Los pronósticos climáticos con que se cuentan están muy condicionados por el fenómeno de El Niño", remarcó Báez quien observó que las inundaciones se relacionan directamente con el exceso de lluvias.

El río Paraguay registró un aumento de 7 centímetros en las últimas 24 horas, reportaron autoridades de hidrología.

Además de Asunción, hay otros siete departamentos declarados en situación de emergencia debido al desborde de ríos y arroyos. Las lluvias incesantes y consecuentes inundaciones por las crecidas de ríos limítrofes han dejado en los últimos días más de 170,000 evacuados en Paraguay, Argentina, Brasil y Uruguay.

En Uruguay

La cantidad de evacuados por las inundaciones en el norte de Uruguay aumentó de 9,083 a más de 11,000, aunque descendió el nivel del río Cuareim, cuya crecida causó la mayor cantidad de desplazados, informó este domingo el Sistema Nacional de Emergencia (Sinae).

En su último reporte, el Sinae indicó que del total de 11,357 personas desplazadas, 9,426 dejaron sus hogares por decisión propia y 1,931 debieron ser evacuados.

En Artigas, el departamento más afectado, el nivel del río Cuareim, cuya crecida provocó la evacuación de 6,005 personas, "siguió descendiendo y se encuentra en 3.3 metros, cuando la cota de seguridad es 10.2 metros".

El organismo señaló también que, en tanto, "ya regresaron a sus viviendas las personas que estaban desplazadas en el departamento de Rivera".

El resto de los departamentos afectados por las inundaciones son Paysandú, Salto (norte) y Río Negro y Durazno (centro).

Brasil mantiene alerta   

El nivel de los ríos del sur de Brasil que se desbordaron en los últimos días por unas fuertes lluvias que causaron inundaciones y obligaron a evacuar a unas 8,000 personas continuó subiendo ayer, con lo cual se mantuvo el grado de alerta en esa región.

Las autoridades no han informado de nuevas evacuaciones, pero sí expresaron su preocupación por la posibilidad de que las crecidas de los ríos Uruguay y Guaíba afecte aún a más familias en los cuarenta municipios que se sitúan a sus márgenes, doce de los cuales se han declarado en "situación de emergencia".

Pasado el mediodía de ayer, el nivel del río Uruguay se encontraba en 11.18 metros, lo que supone casi cuatro metros más de los que se considera como la cota de alerta y unos 60 centímetros más que lo registrado la víspera.

En el caso del Guaíba la situación era similar, aunque el nivel de alerta era superado solo en las regiones de Isla Pintada y Caís, ambas en el estado de Río Grande do Sul, fronterizo con Uruguay y Argentina, que junto con Paraguay enfrentan también unas serias inundaciones.

Macri viaja a zona de desastre y promete ayuda

El presidente argentino, Mauricio Macri, suspendió ayer sus vacaciones para viajar a la ciudad Concordia, provincia de Entre Ríos (noreste), una de las tres zonas más afectadas por las inundaciones que ya dejaron 20,000 evacuados en todo el país. "Nos tenemos que comprometer con soluciones definitivas", dijo Macri en una conferencia de prensa realizada en Concordia, a orillas del río Uruguay y que vive sus peores inundaciones desde 1959 con más de 10,000 desplazados.

Macri se dirigió a la prensa luego de recorrer en helicóptero la zona bajo agua junto al gobernador entrerriano, Gustavo Bordet, y al alcalde local Enrique Cresto.

"Me he comprometido a que la Nación (Gobierno) va a participar con el 66% de la inversión necesaria para la construcción de viviendas que saque (a los habitantes) de esta zona de baja cota en la que hoy están inundados", informó.

Además, se comprometió "a aportar lo equivalente a un metro más" al muro de contención que protege Concordia de las crecidas del río Uruguay de hasta 18 metros de altura.

El mandatario hizo mención al cambio climático como causa del desastre. "El cambio climático es una realidad contra la cual tenemos que estar todos comprometidos", indicó.

Las inundaciones en Argentina, además de Paraguay, Brasil y Uruguay, son parte de los efectos del fenómeno climático El Niño, que según la ONU se acentuaría hacia finales de año y podría mantener sus efectos hasta el tercer trimestre de 2016. 

  • 4 personas murieron por la caída de árboles en Asunción, capital del Paraguay.
  • 11 mil personas han sido evacuadas por las inundaciones en Uruguay.
Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus