•   Washington, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE y AFP

La Agencia Antidrogas (DEA) de Estados Unidos se declaró ayer “extremadamente satisfecha” con el anuncio de la recaptura de “El Chapo” y felicitó al gobierno mexicano por la operación.

En el tuit, la DEA no especifica si participó junto con las fuerzas mexicanas en la operación que permitió capturar a “El Chapo”, líder del cártel de Sinaloa y que estaba prófugo de la justicia tras huir por segunda vez de una cárcel de máxima seguridad el 11 de julio pasado.

Según EE.UU., “El Chapo” es uno de los narcotraficantes que más droga ha hecho circular dentro del país y, por ello, tiene varias cuentas pendientes en tribunales federales de Arizona, Texas, California, Illinois, Florida y Nueva York, donde enfrenta decenas de cargos por narcotráfico y lavado de dinero.

El perfil de “El Chapo” es tan notorio en Estados Unidos que la DEA lo incluyó el pasado 16 de julio en su lista de fugitivos y las autoridades habían ofrecido por información que llevara a su captura una recompensa de 5 millones de dólares.

En noviembre pasado, el jefe de la DEA, Chuck Rosenberg, se había mostrado “optimista” sobre la captura de “El Chapo” en un encuentro con un reducido grupo de periodistas, entre ellos Efe.

Rosenberg también dijo entonces que Estados Unidos tiene intención de pedir la extradición de “El Chapo”, como ya hizo el presidente Barack Obama, en febrero de 2014, cuando el capo fue apresado después de su primera huida de una cárcel de máxima seguridad. 

Guatemala en alerta

Entre tanto, las fuerzas de seguridad de Guatemala se encuentran en alerta ante un escenario de posibles “efectos negativos” tras la recaptura del narcotraficante mexicano Joaquín “El Chapo” Guzmán.

Elmer Sosa, viceministro del Interior de Guatemala, dijo a la AFP que mantienen vigilancia sobre cualquier eventualidad que afecte la seguridad pública por movimientos en las estructuras del narcotráfico que operan en el país, la mayoría con nexos con cárteles mexicanos que trafican droga en los 1,000 kilómetros de frontera común.

“En este momento las unidades de inteligencia y de análisis están empeñadas específicamente para poder identificar si realmente (el arresto de Guzmán) podría tener un efecto negativo en el tema de seguridad” en Guatemala, indicó el funcionario.  

En julio pasado, cuando Guzmán se fugó del penal de máxima seguridad Altiplano, Guatemala activó operativos conjuntos entre policías y militares para determinar si el narcotraficante pretendía buscar refugio en su territorio.

Además, las autoridades enviaron información y fotografías del narcotraficante a la frontera entre los dos países. “Nunca se confirmó la presencia de Guzmán en Guatemala”, agregó Sosa.

Guzmán fue capturado en 1993 en Guatemala y extraditado a México, pero en 2001 escapó de la prisión de máxima seguridad Puente Grande, en el estado occidental de Jalisco, aparentemente escondido en un carrito de lavandería, y permaneció en la clandestinidad hasta que fue detenido en febrero de 2014.

El encarcelado expresidente Otto Pérez, quien renunció en septiembre por corrupción, asegura que él fue quien dirigió esa operación de captura cuando fungía como director de inteligencia del Ejército.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus