•   Beirut, Líbano  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Cerca de 60 personas murieron ayer en ataques de la aviación rusa contra un edificio que la red yihadista Al Qaida utilizaba como cárcel en Siria, un país lastrado por casi cinco años de guerra, indicó una ONG.

"El saldo de los ataques rusos contra la cárcel de Al Qaida subió a al menos 57 muertos" indicó el Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (OSDH), que añadió que ese balance puede aumentar ya que "30 heridos están en estado crítico". Un saldo precedente informaba de 39 muertos.

Entre las víctimas hay "21 civiles, incluyendo mujeres y niños, 23 combatientes de Al Nosra, seis rebeldes y siete detenidos", precisó la ONG.

El edificio en cuestión era utilizado como prisión y tribunal por el Frente Al Nosra, la rama siria de Al Qaida, en Maarat al Numan, en la provincia de Idleb, afirmó el OSDH.

Maarat al Numan está en la carretera entre Damasco y Alepo (norte) y está controlada por los rebeldes desde fines de 2012 y por Al Qaida.

Rusia intervino a finales de septiembre en el conflicto sirio, en apoyo al régimen de Bashar al Asad. A finales de diciembre, el OSDH informó que los bombardeos rusos han dejando en tres meses 2,371 muertos, de los cuales casi un tercio eran civiles.

La guerra en Siria se desencadenó por la represión en marzo de 2011 de manifestaciones pacíficas en las que se exigían reformas en el país y que luego se transformó en una insurrección armada contra la represión desatada por el régimen de Bashar al Asad. 

El conflicto ha ido ganando complejidad con la implicación de grupos yihadistas y de grandes potencias extranjeras en un territorio cada vez más dividido.

Más de 260,000 personas han perdido la vida desde 2011 y varios millones han tenido que huir de sus hogares, todo esto en medio de una situación humanitaria catastrófica.

Hambruna en 3 ciudades

En este contexto, la Media Luna Roja anunció el sábado que se enviará a más tardar el lunes ayuda humanitaria a unas 60,000 personas al borde de la hambruna en tres ciudades sirias asediadas: Madaya, Fuaa y Kafraya. 

Ante la indignación internacional por la situación en esas ciudades, el régimen sirio dio el jueves su acuerdo para que la ONU y la Cruz Roja internacional (CICR) encaminen ayuda humanitaria ante todo hacia Madaya, una localidad que el ejército del régimen asedia desde hace seis meses.

Según Médicos sin Fronteras, 23 personas han muerto de hambre desde el 1 de diciembre en esta ciudad de 42,000 habitantes, ubicada en la provincia de Damasco. Otras 20,000 personas están asediadas en Fuaa y Kafraya.

"Hay un acuerdo entre todas las partes y técnicamente estamos listos a empezar la distribución desde el domingo. Pero si hay problemas logísticos entonces será el lunes a más tardar", dijo a la AFP Tamam Mehrez, jefe de las operaciones de la Media Luna Roja.

El Consejo de Seguridad de la ONU hablará el lunes, a puerta cerrada, sobre la situación en estas tres ciudades.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus