EFE
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Decenas de residentes de Lynwood, en California (EE.UU.), aceptaron ayer el reto de esta ciudad para bajar de peso, aprender sobre  nutrición y rutinas de ejercicio y de paso llevarse 3,500 dólares.

El gobierno de esta ciudad del condado de Los Ángeles emprendió por séptima vez el programa “Cash for Chunkers”, que pretende motivar a la comunidad a cuidar su salud, hacer ejercicio y tener una dieta saludable.

“Hay una gran preocupación por la población estudiantil que tiene sobrepeso y tenemos que comenzar por los padres. Si ellos se motivan a bajar de peso y son conscientes, le ayudarán a los pequeños”, expresó a Efe Mark Flores, director del Departamento de Recreación y Servicios a la Comunidad de Lynwood.

Durante doce semanas, equipos de cuatro personas compiten para reducir el mayor porcentaje de peso. Todos los sábados, los concursantes tienen que someterse a la báscula para llevar un control del trabajo.

El programa le permite a los participantes tener acceso a discusiones para motivarlos y clases de nutrición, cocina y ejercicios.

CONSTANCIA

“Es muy bueno, me ayuda en muchas cosas, además de perder peso tengo un espacio para reencontrarme con mi familia y compartir un reto juntos”, explicó Eliberto Chavez, de 41 años, quien pesa 151 kilos.

Su equipo, Orange Bang, pesa en total 538.8 kilos y sabe que el trabajo es difícil, pues ya ha participado en el pasado y ha fracasado en el intento.

“Comenzamos muy bien las primeras semanas y después volvemos a subir, pero lo importante es no dejar de intentarlo. Esta vez lo vamos a lograr”, aseguró Ramona Urrea, prima de Chavez.

Según Flores, el éxito del programa es la constancia que se puede transmitir a los residentes, pues más de la mitad de los más de 1,200 residentes que han participado en el pasado ha continuado con sus rutinas.