elnuevodiario.com.ni
  •   París, Francia  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La justicia francesa condenó el viernes a 20 años de cárcel a una niñera china culpable de matar y descuartizar a los padres de un bebé muerto accidentalmente, que ella cuidaba.

Los jurados de la corte de París absolvieron a la pareja de la mujer, que también comparecía ante los jueces.

El jurado aceptó la tesis del abogado general, quien rechazó el argumento de la legítima defensa presentado por el abogado de la mujer, y consideró que nada prueba que su pareja asestó los golpes mortales.

Para el abogado general, Hui Zhang, quien reconoció el doble asesinato, no podía probar la legítima defensa.

La niñera reconoció que mató en 2012 a una pareja de compatriotas durante un altercado en la casa de ésta tras la muerte accidental del bebé de dos meses que ella cuidaba.

La joven, que hoy tiene 34 años, los hizo venir a su casa con la intención de proponerles un arreglo financiero si aceptaban renunciar a declarar la muerte de su hijo, pero el encuentro terminó mal debido a la furia de los progenitores del bebé.

Hui Zhang reconoció haber matado a las víctimas con un hacha, luego descuartizar sus cuerpos en una bañera y dispersar los pedazos en el bosque de Vincennes, al este de París.

La canguro argumentó que solo se defendió tras ser agredida por los furiosos padres del bebé con un cuchillo de carnicero.

Su pareja, Te Lu, también de 34 años, dijo que se desmayó durante la pelea.

Varios días después de los hechos fue hallada por caminantes una pierna en el bosque de Vincennes y después en el mismo lugar se encontró un torso.

Los acusados se entregaron a la policía, luego de haber realizado un corto viaje a China, y guiaron a las autoridades en el bosque para encontrar otros restos, aunque nunca se encontró el cuerpo del bebé, que la asesina reconoció haber botado junto con otros pedazos humanos.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus