•   Burns, EE.UU  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las autoridades de Estados Unidos exigieron este miércoles el fin de "la ocupación ilegal" de un parque nacional de Oregón, un día después de que un choque entre policías y manifestantes antigubernamentales dejara un muerto y ocho detenidos. 

"Ha llegado el momento de que todo el mundo que participa en esta ocupación ilegal se vaya", dijo el sheriff del condado de Harvey, Dave Ward, durante una rueda de prensa celebrada en la localidad de Burns, cerca de la reserva natural Malheur (oeste del país). "No tiene que haber un derramamiento de sangre en nuestra comunidad", aseguró.

La protesta que mantiene desde el 2 de enero una milicia armada, por la gestión del gobierno de las tierras federales, se convirtió en tragedia la tarde del martes.

Un fallecido

Uno de los manifestantes falleció cuando iba a ser detenido, después de que varios compañeros se enfrentaran a agentes en un control policial instalado en una carretera.

El FBI y las autoridades locales montaron un operativo al saber que algunos miembros se dirigirían en coche a una reunión de vecinos.

El incidente terminó con cinco personas arrestadas, entre ellas Ammon Bundy, líder de la ocupación e hijo de Cliven Bundy, un conocido activista antigubernamental que organizó una movilización similar en 2014.

Otras dos fueron detenidas posteriormente en Burns y una octava se entregó en el estado de Arizona (oeste).

"Estoy decepcionado de que el control de ayer (martes), que debía llevarnos a un final pacífico, terminara tan mal", reconoció el sheriff con voz grave.

"No tendría que haber ocurrido. Todos tomamos decisiones en la vida. A veces, nuestras decisiones acaban mal", agregó.  El acceso al parque está ahora cerrado, pero las personas que siguen dentro pueden abandonarlo cuando quieran.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus