•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los ministros y representantes de doce países firmaron ayer en la ciudad neozelandesa de Auckland el Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP, en inglés) que representa alrededor del 40 por ciento del PIB mundial.

El TPP fue rubricado por los ministros y representantes de Australia, Brunéi, Canadá, Chile, Perú, Estados Unidos, Japón, Malasia, México, Nueva Zelanda, Singapur y Vietnam.

El nuevo bloque económico prevé que el proceso de ratificación por los distintos parlamentos nacionales dure unos dos años.

El acuerdo refleja “la confianza en que la apertura y la integración de nuestros mercados e inversiones propiciará la prosperidad de nuestros pueblos”, dijo el primer ministro neozelandés, John Key, durante el acto.

Key destacó que el pacto supone un tercio de las exportaciones mundiales y abarca un mercado de 800 millones de personas, y adelantó que su gobierno lo presentará al Parlamento el próximo martes para que sea ratificado.

Los países firmantes se mostraron, en la rueda posterior a la firma, dispuestos a que el TPP acepte más miembros en el futuro, como China.

Indonesia y Filipinas han manifestado en los últimos meses su interés por incorporarse a este tratado comercial.

Protestas

En las calles de Auckland, fuertemente resguardadas por la Policía, centenares de personas se manifestaron en contra de este acuerdo comercial de 30 capítulos portando carteles en los que se leen lemas como “si la injusticia es la ley, la rebelión es nuestro deber”.

El TPP ha sido criticado por el secretismo que ha rodeado a las  conversaciones, que empezaron en 2010 y concluyeron el pasado octubre.

  • 40 por ciento del PIB representan los países miembros del TPP.

ONGs y centrales sindicales han alertado de la amenaza que representa esta alianza para, entre otros, los derechos laborales, el acceso a los medicamentos y el medio ambiente.

Santos corteja

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, reafirmó ayer en Washington el interés del país en entrar en el Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP), al que ya pertenecen sus socios de la Alianza del Pacífico (México, Perú y Chile), como parte de su foco en la región y apertura a nuevos mercados.

“Hemos estado llamando a la puerta primero para entrar en el Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC), lo que nos permitiría acceder al TPP”, aseguró Santos en un discurso en la Cámara de Comercio de EE.UU., en el inicio de su visita oficial a Washington.

En este sentido, el presidente colombiano remarcó que uno de los puntos claves de su agenda económica es reforzar la Alianza del Pacífico, que integra Colombia junto a México, Perú y Chile.

  • 800 millones de personas es el mercado del TPP, firmado ayer por los 12 países miembros.

“Compartimos valores y por ello somos los países de mayor crecimiento en América Latina. Es un círculo vicioso que queremos alimentar”, agregó ante la audiencia conformada por empresarios e inversores.

Estabilidad

En su intervención, junto al presidente de la principal asociación empresarial estadounidense, Tom Donohue, Santos remarcó la “estabilidad” macroeconómica del país en medio de las difíciles circunstancias globales, con la aguda caída del precio del petróleo y la ralentización de la economía china.

Como receta, el presidente colombiano apuntó la consolidación fiscal, el respeto a las inversiones extranjeras y la inversión en infraestructuras y en educación.

Especialmente, destacó la importancia de mejorar las infraestructuras dentro de Colombia. “Mover mercancías desde Bogotá a Barranquilla (costa caribeña) es más costoso que enviarlas desde allá a Hong Kong”, citó Santos como ejemplo del trabajo por hacer en el interior del país.

De acuerdo con los datos del Fondo Monetario Internacional (FMI), con cuya directora gerente, Christine Lagarde, se reunirá el viernes, Colombia creció en 2015 un 3 % y lo hará un 2.7 % en 2016, en un momento en el que la región enfrenta un agudo frenazo por el descenso del precio de las materias primas.

Santos comenzó ayer una visita de tres días a la capital estadounidense en la que se reunirá con el presidente Barack Obama en la Casa Blanca, y el secretario de Estado, John Kerry.

Su agenda incluye también reuniones con el presidente de la Cámara de Representantes de EE.UU., Paul Ryan, y el resto del liderazgo de la cámara baja.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus