•   México  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El papa Francisco recordó hoy en su discurso ante los obispos y el clero mexicano los riesgos y la integración, a veces difícil, de los migrantes que van al norte en busca de una vida mejor.

En la catedral de Ciudad de México, en el encuentro con los obispos y religiosos, Francisco expresó su apreció por todo lo que están haciendo "para afrontar el desafío" de una "época representada en las migraciones".

"Son millones los hijos de la Iglesia que hoy viven en la diáspora o en tránsito, peregrinando hacia el norte en búsqueda de nuevas oportunidades", explicó.

Francisco destacó cómo "muchos de ellos dejan atrás las propias raíces para aventurarse, aun en la clandestinidad que implica todo tipo de riesgos, en búsqueda de la luz verde que juzgan como su esperanza".

"Tantas familias se dividen y no siempre la integración en la presunta tierra prometida es tan fácil como se piensa", agregó.

Por ello, les pidió que "sean capaces de seguirlos y alcanzarlos más allá de las fronteras" y para ellos "refuercen la comunión con sus hermanos del episcopado estadounidense, para que la presencia materna de la Iglesia mantenga viva las raíces de su fe".

El drama de la inmigración, muy importante para Francisco desde el inicio de su pontificado, volverá a ser recordado en la visita a Ciudad Juárez y en la misa que celebrará a pocos metros de la frontera con EE.UU. el 17 de febrero, último día de su visita al país.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus