•  |
  •  |
  • Edición Impresa

El presidente sirio Bashar al Asad afirmó que quiere reconquistar toda Siria, aunque sea a costa de “largos” combates, a pesar de que las grandes potencias lograron el jueves una tregua duramente negociada.

El acuerdo sobre un cese de hostilidades negociado por 17 países, liderados por Estados Unidos y Rusia, entrará en vigor dentro una semana, pero se anuncia frágil, según varios actores clave.

En el terreno, Rusia, aliada de Asad, procedió a nuevos bombardeos que dejaron 16 civiles muertos, según el canciller turco, Mevlut Cavusoglu.

En su primera entrevista concedida desde poco después del fracaso de las negociaciones de paz de Ginebra hace dos meses, Asad declaró a AFP, que no piensa renunciar a ninguna parte de su territorio.

“No es lógico decir que hay una parte de nuestro territorio a la que renunciaremos”, dijo en su despacho presidencial en Damasco.

“Desde el inicio de la crisis, creímos firmemente en las negociaciones y en la acción política. Sin embargo, negociar no significa detener la guerra contra el terrorismo. Los dos aspectos son indispensables en Siria”, añadió en esta entrevista exclusiva para la AFP.

En respuesta a las declaraciones de Asad en la entrevista, el Departamento de Estado Norteamericano reiteró que para Washington no existía una “solución militar al conflicto en Siria” y urgió a Damasco a entender el actual proceso iniciado en Múnich para poner fin al conflicto.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus