•   Jerusalén, Israel  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Samuel Willenberg, último superviviente de la rebelión de deportados en el campo de exterminio nazi de Treblinka (Polonia, agosto de 1943), murió a los 93 años y será enterrado el lunes, indicó el domingo Yad Vashem, el memorial del Holocausto en Jerusalén.

Nacido en Polonia, Samuel Willenberg fue deportado con 19 años. Fue uno de los instigadores de la revuelta en Treblinka, uno de los pocos motines que se llevaron a cabo en los campos de exterminio durante la Segunda Guerra Mundial.

Con otros 200 deportados, consiguió escapar del campo, donde cerca de 870,000 judíos fueron masacrados en 13 meses.

Durante esta revuelta, los deportados quemaron una parte del campo antes de precipitarse hacia las cercas eléctricas bajo los disparos de los nazis, que mataron a la mayoría de los sublevados. Samuel Willenberg, herido en la pierna, consiguió escapar.

Luchó más tarde en la resistencia polaca y después, al finalizar la guerra, sirvió en el ejército polaco. En 1950 emigró a Israel, donde trabajó como funcionario en el ministerio de Vivienda.

Una vez jubilado, se dedicó a la escultura. Sus obras están relacionadas con sus traumas de la Shoah, como el asesinato de sus dos hermanas en Treblinka.

También dio conferencias sobre su experiencia en el campo de concentración y acompañó a numerosas delegaciones a Treblinka. Igualmente escribió un libro sobre la revuelta.

Una de sus esculturas está expuesta en la residencia del presidente israelí en Jerusalén.

En un reportaje para la televisión israelí, Willenberg había confesado que su último sueño era participar en la construcción de un museo en Treblinka.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus