•   Charlotte, EEUU  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las 55 cortes de inmigración de Estados Unidos han emitido 10,142 órdenes de deportación para menores centroamericanos que llegaron sin la compañía de un adulto al país desde 2014 por la frontera con México.

Datos de la Oficina Ejecutiva de Revisión de Inmigración (EOIR) a los que tuvo acceso Efe indican que, entre el 24 de julio de 2014 y el 26 de enero de 2016, 8,912 de las sentencias de repatriación para los menores de El Salvador, Honduras, y Guatemala fueron dictadas en ausencia.

Y vista la actuación del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) desde inicios del año su objetivo es ir cumpliendo con esas órdenes más pronto que tarde y así mandar un mensaje a los países centroamericanos sobre cuál será el destino de aquellos que se planteen entrar ilegalmente al país.

“ANGUSTIA Y TERROR”

"Desde hace un mes, cuando comenzaron las capturas en las calles, los barrios hispanos han vivido una situación de angustia y terror", reveló Byron Martínez, de la organización de derechos civiles Unidos We Stand, del condado de Gaston, en Carolina del Norte (EE.UU.).

En la última semana de enero, agentes de ICE empezaron a arrestar a indocumentados con un perfil muy preciso, jóvenes centroamericanos que llegaron siendo menores de edad pero que ahora tienen más de 18 años, según los activistas.

"Indudablemente, ICE está esperando que cumplan la mayoría de edad para detenerlos, ese es el patrón de cada uno de los jóvenes que han capturado en Charlotte", señaló Ana Miriam Carpio de la Unión Salvadoreña (Unisal), quien ha estado ayudando a las familias afectadas por las aprehensiones.

"Nuestro estado ha sido una especie de laboratorio del trato que le darán los agentes federales de inmigración en otros estados a los jóvenes salvadoreños, hondureños y guatemaltecos que llegaron no acompañados", expresó Martínez.
José Hernández París, director ejecutivo de la Coalición Latinoamericana de Charlotte, comentó que en una reunión con ICE se les pidió que no arrestaran a jóvenes en las paradas de los autobuses escolares o rumbo a las escuelas, los oficiales se referían a los jóvenes siempre como "adultos" y evitaron la palabra "estudiantes".

No más albergues para niños indocumentados

DECISIÓN. El pasado 26 de febrero las autoridades de EE.UU. cerraron el último albergue temporal para niños indocumentados de Nuevo México, el que había sido abierto a finales del año pasado. Los niños fueron trasladados a la red permanente de albergues del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HSS).

La directora de comunicación de este departamento, Andrea Helling, indicó a Efe que este albergue temporal era el último de los abiertos desde diciembre del año pasado por el Departamento de Salud y Servicios Humanos ante el repunte de menores indocumentados que cruzaron la frontera sur a finales de 2015.

En total, el HHS abrió cinco albergues, uno en Nuevo México y cuatro en Texas, y finalmente nunca llegó a utilizar el centro de California, cuya apertura anunció la Casa Blanca en diciembre.

El primer albergue de Texas abrió el 11 de diciembre y el último de los cuatro cerró el 18 de enero, informó Helling.

Por su carácter temporal, los albergues de Texas solo podían permanecer abiertos 21 días, así que una vez que se agotó el tiempo de los dos primeros, las autoridades abrieron otros dos centros en el mismo estado para seguir atendiendo a los menores.

Los dos primeros albergues texanos se situaron en los alrededores de la ciudad de Dallas y tenían una capacidad para 700 y 200 menores, mientras que los dos abiertos posteriormente se ubicaron en South Fort Worth y Waco y tenían cabida para 775 niños.

El albergue temporal de Nuevo México se mantendrá bajo un estatus de reserva, para reactivarlo en caso de emergencia.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus