AFP
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un yihadista decepcionado entregó una lista con las fichas de 22,000 miembros de la organización Estado Islámico (EI), con sus direcciones, teléfonos, contactos familiares y hasta grupos sanguíneos.

Se trata de las fichas que los voluntarios del EI rellenan al integrarse al grupo, y revelan que la mayoría de ellos son de países árabes, seguidos por franceses, alemanes y británicos. El canal de televisión británico Sky publicó este jueves detalles de esta lista de la que hablaron ya el lunes algunos medios alemanes.

La información figura en una memoria USB, sustraída al jefe de la policía interna de la organización yihadista.

De ser auténtica, podría tener efectos devastadores para el grupo que controla amplias franjas de Siria e Irak y reivindica atentados letales en África y los países occidentales.

Las autoridades alemanas dieron por buena la información referente a sus ciudadanos yihadistas, pero de momento no ha habido más reacciones oficiales.

El ministro de Interior alemán, Thomas de Maziere, dijo que la lista allanará el camino para “realizar investigaciones más rápidas, más claras, y conseguir sentencias de cárcel más duras”, además de “para entender mejor las estructuras” de la organización.

La lista fue sustraída por un miembro del Ejército Libre de Siria, opositor al régimen de Bashar Al Asad, que se pasó al Estado Islámico, pero acabó abandonándolo desencantado porque se ha convertido en el feudo de antiguos soldados iraquíes del Partido Baas del dictador Sadam Husein, ejecutado en 2006, tras su derrocamiento por una coalición liderada por Estados Unidos.

La documentación está compuesta de formularios de adhesión al EI, con datos de milicianos de 51 países.

Richard Barrett, antiguo director de operaciones antiterroristas mundiales del MI6, los servicios de inteligencia británicos, dijo que la filtración de estos datos “es un golpe fantástico”.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus