•   México  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un presunto delincuente muerto y un policía federal herido es el saldo de dos ataques a instalaciones de la Policía Federal en el puerto de Acapulco, en el sureño estado mexicano de Guerrero, informaron ayer fuentes oficiales. De acuerdo con información oficial emitida por la corporación federal, a las 21:40 hora local del domingo  un grupo de hombres armados atacó las instalaciones del hotel Alba Suites, ubicado sobre la avenida Gran Vía Tropical, en la zona costera de este balneario turístico.Soldados aseguran una zona turística.

Los policías, quienes se hospedaban en este edificio desde hace más de un año, repelieron la agresión, lo que provocó la huida de los atacantes.

En una revisión posterior se localizó a un hombre muerto del grupo agresor, dio a conocer ayer  el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo, en entrevista con Imagen Radio.

  • Las autoridades repelieron los ataques ultimando a  uno de los armados. Un policía federal resultó herido.

El gobernador señaló que durante varias horas se produjeron disparos en al menos tres sitios del paseo marítimo y que el enfrentamiento fue en represalia a la detención de un líder local del cártel de Los Beltrán Leyva en Acapulco, Freddy N., alias "el Burro". La Policía Federal explicó que "sin mediar palabra, los sujetos iniciaron una agresión con armas de fuego contra los agentes federales".

De ese ataque resultó un agente federal herido, quien fue reportado fuera de peligro, al tener solo lesiones menores en la pierna izquierda.

Casi a la misma hora otro comando atacó las instalaciones del centro comercial Costera 125, ubicado en la zona Dorada de Acapulco, donde está la base de operaciones de la Policía Federal en Acapulco, con saldo blanco de ambos bandos.

LA HUIDA

"Como en el primer punto, la respuesta de los elementos federales obligó a huir a los sujetos, quienes dejaron abandonado un vehículo en cuyo interior se localizó documentación diversa, de interés en la indagatoria contra los grupos criminales que operan en el municipio", se detalló.

La persecución de los federales y gendarmes contra los agresores se extendió sobre varios puntos de la zona turística de Acapulco, lo que generó psicosis entre las personas que aún permanecían en las calles.

En redes sociales comenzaron a circular fotografías de hechos violentos con varios muertos, pero correspondían a situaciones registradas años atrás. Ayer Astudillo habló de la "crisis" que se generó en redes sociales ante un hecho que calificó de "crisis importante fuerte" pero que, según dijo, a medianoche ya estaba solucionado.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus