•   Brasilia, Brasil  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Los expertos del mercado financiero brasileño consultados semanalmente por el Banco Central volvieron hoy a empeorar su previsión de contracción de la economía en 2016, después de una semana de tregua, y mantuvieron los cálculos de la inflación para este año.

La proyección divulgada hoy en el boletín Focus, publicación semanal del Banco Central que recoge los pronósticos de un centenar de analistas, prevé para el presente año una caída de la economía brasileña del 3.88% y una inflación del7 %.

Las nuevas estimaciones sobre la economía son ligeramente más pesimistas que las de la semana pasada, cuando se preveía una caída del Producto Interior Bruto (PIB) del 3.86% en 2016.

Sin embargo, los pronósticos del mercado mantuvieron su optimismo para 2017, cuando se espera que la economía brasileña crezca un 0.50%, el mismo dato del último informe.

En cuanto a la inflación, la previsión de los analistas para este año se mantiene en el mismo dato (7%) del último boletín, si bien esta semana la proyección es más positiva para el 2017, al bajar el dato del 5.62% divulgado hace una semana al 5.50% publicado hoy.

Brasil atraviesa en estos momentos su segundo año de recesión, con la economía lastrada por el bajo consumo, una tasa de desempleo creciente y la devaluación del real.

Las malas previsiones para la economía nacional se entremezclan con la crisis política que sufre el país y que, de acuerdo con la mayoría de especialistas, impide que Brasil encuentre un camino para salir de la recesión.

Para enderezar la actual situación económica, el presidente interino Michel Temer, que asumió el pasado jueves la presidencia mientras Dilma Rousseff afronta un juicio político en el Senado, anunció un severo ajuste presupuestario por parte del nuevo Gobierno para equilibrar las cuentas públicas. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus