•   Berlín, Alemania  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El papa Francisco instó hoy a los católicos a atender a ancianos, refugiados, enfermos y desempleados, en un videomensaje difundido en Leipzig (este de Alemania) con motivo de la celebración del centésimo Congreso de los Católicos.

A su juicio es posible "muy a menudo" ver en la sociedad actual al "hombre maltratado" y discriminado, a enfermos y ancianos a los que se empuja a una "muerte rápida", y a parados y refugiados a los que se "roba su dignidad".

Frente a eso, Jorge Bergoglio llamó a "estar atentos al prójimo y a lo que realmente necesita", dejando de lado la búsqueda del "éxito externo" e individual.

Para poder ayudar a los demás, agregó a continuación, es preciso en primer lugar encontrar "la paz interna", algo a su juicio cada vez más complicado en el acelerado mundo actual, así como el tiempo necesario para "recuperar la tranquila armonía con el mundo y la creación".

Te Interesa: El papa pedirá crear una comisión de estudio para ordenar mujeres diaconisas


"Deseo a todos los reunidos en Leipzig y a todos los creyentes en Alemania, que den un mayor espacio en su vida a la voz de los pobres y compungidos", aseguró el papa para concluir su intervención ante este encuentro, que congrega a miles de católicos desde hoy y hasta el domingo en la ciudad sajona.

El presidente alemán, Joachim Gauck, un expastor protestante, también intervino en el acto inaugural del Congreso de los Católicos, y en su discurso destacó el papel positivo de las religiones en Alemania.

En concreto, Gauck aplaudió la actuación de organizaciones como Cáritas en la "acogida y ayuda para los refugiados" en los últimos meses, cuando cientos de miles de peticionarios de asilo han llegado a Alemania en la oleada más masiva que ha vivido el país desde el final de la II Guerra Mundial.

Gauck destacó en unas declaraciones publicadas hoy por la revista católica "Día del señor" la importancia de la libertad religiosa y subrayó que el "estado secular está obligado a proteger el derecho" de todos los ciudadanos "a tener una religión o una visión del mundo" e incluso, también, a rechazar otras creencias.

Leer más: Papa pide por los refugiados al primer ministro polaco

Además, el presidente alemán consideró que, pese a que iglesia y estado son entidades separadas, "las distintas religiones, iglesias y las comunidades religiosas" influyen en la sociedad.

El Congreso de los católicos es una iniciativa de los laicos de esta confesión en Alemania que acoge, desde hace un siglo, debates y tomas de postura que, con frecuencia, se diferencian de las de la jerarquía eclesiástica.

En Alemania alrededor del 30 % de la población, unos 24 millones, son católicos, casi la misma proporción que la de protestantes.

 

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus