•   Washington, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Cuatro agentes fronterizos de Estados Unidos fueron exculpados por la muerte de dos personas desarmadas a las que dispararon durante incidentes en la frontera, según un informe de la Oficina de Protección de Aduanas y Fronteras (CBP) publicado hoy.

Por primera vez, el CBP revela las conclusiones de investigaciones internas sobre incidentes en los que los agentes abrieron fuego mientras estaban de servicio, en cuatro casos distintos, dos de los cuales se cobraron víctimas mortales.

El informe detalla cuatro casos y en todos concluye que los agentes actuaron adecuadamente y dispararon siguiendo las normas de esa institución policial.

En uno de los casos, una mujer murió ahogada después de que los agentes dispararon repetidamente al motor de un bote de pesca en el que iban 20 inmigrantes indocumentados que trataba de llegar desde México a la costa de San Diego (California), el 18 de junio de 2015.

Los agentes ordenaron a la embarcación que se detuviera y al no hacerlo, hicieron varios disparos de advertencia, después de lo cual el bote hizo un giro brusco y chocó con la otra embarcación, con lo que los pasajeros fueron arrojados por la borda.

El informe, que narra los sucesos, concluye que el agente disparó "en cumplimiento" de su deber y de las normas de CBP.

El otro incidente que tuvo como resultado la muerte de lo que el informe llama "un conocido y violento delincuente buscado por un asesinato", sucedió en Edinburg (Texas), el 22 de julio de 2014.

Los agentes trataron de detener al presunto delincuente, que se encerró en una vivienda desde donde mantuvo un intercambio de disparos con los agentes hasta que éstos lo abatieron.

Los otros dos incidentes en los que los agentes fueron investigados por usar armas de fuego, a pesar de que no hubo fallecidos, tuvieron lugar en Nogales (Arizona) en mayo de 2012 y en Escobares (Texas) en la Valle del Río Grande (Texas).

En ambas ocasiones, los agentes respondieron con armas de fuego al lanzamiento de piedras por parte de grupos de personas no armadas que trataban de cruzar la frontera de forma ilegal.

Los agentes consideraron que su vida corría peligro por lo que abrieron fuego contra los grupos desarmados, pero el tiroteo no se cobró ninguna vida.

Además de la publicación del informe, el CBP emitió hoy una serie de recomendaciones operacionales internas para actualizar sus procedimientos respecto al uso de la fuerza.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus