•   México  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Autoridades mexicanas tienen información de que el narcotraficante Rafael Caro Quintero, excarcelado en 2013 gracias a un fallo judicial luego revocado por la Suprema Corte, está intentando una "invasión" del estado de Chihuahua en su disputa por territorios con el cártel de Sinaloa.

"Hay posibilidad de una invasión que pudiera tener en el estado de Chihuahua uno de los narcotraficantes más reconocidos, que es este señor Rafael Caro Quintero, del que tenemos información de que pretende venir para acá", declaró el martes a la prensa el fiscal de Chihuahua, Jorge González.

El portavoz de la fiscalía, Eduardo Esparza, dijo hoy a Efe que los indicios a los que se refirió González provienen de trabajos de "inteligencia tanto estatal como federal, en la coordinación que se tiene con el Ejército mexicano".

"Es información de inteligencia que ellos cruzan", abundó.

En sus declaraciones del martes, el fiscal refirió que ha comentado con autoridades federales la aparente intención de Caro Quintero, actualmente prófugo de la justicia, de "ocupar espacios del cártel de Sinaloa, de disputarlos con ellos".

"Esa es la teoría que hoy se tiene con datos de inteligencia y sobre ello estamos trabajando", expuso.

González enfatizó que las autoridades estatales están trabajando para "evitar que nuevamente el estado de Chihuahua se pudiera convertir en una arena para que (grupos criminales) diriman sus controversias".

Indicó que, de acuerdo con los informes, Caro Quintero dirige uno de los grupos que "ha tenido encontronazos" en el estado de Sinaloa con el cártel de Joaquín "el Chapo" Guzmán, actualmente preso en Ciudad Juárez, Chihuahua, a la espera del desenlace de su proceso de extradición a Estados Unidos.

"Hubo en la zona de Badiraguato varios muertos la semana antepasada, de tal suerte que estamos trabajando con anticipación para evitar que nos pudiera tomar por sorpresa", añadió el fiscal.

A mediados de junio pasado, el alcalde de Badiraguato (Sinaloa), Mario Valenzuela, dijo a Efe que más de 150 familias habían abandonado varios poblados del municipio, donde nació el Chapo Guzmán, por temores a choques entre cárteles contrarios.

El semanario Río Doce había informado que un grupo armado conformado por unas 150 personas mató a varias personas en esos días y saqueó la casa de Consuelo Loera, madre de Guzmán.

Caro Quintero, uno de los narcotraficantes más importantes de México en la década de 1980, fue excarcelado el 9 de agosto de 2013 tras pasar en prisión 28 años, gracias a un fallo judicial que desechó varias causas contra él.

Una de ellas se refería al asesinato del agente antidrogas estadounidense Enrique Camarena y el piloto Alfredo Zavala.

Su liberación fue objetada por las autoridades mexicanas y, dos días después, el Juzgado Sexto de Distrito de Procesos Penales Federales en Ciudad de México concedió a la Procuraduría General de la República (PGR, fiscalía) la orden de detención provisional con fines de extradición por diversos delitos de los que se le acusa en un tribunal estadounidense en California.

Asimismo, el 6 de noviembre de 2013 la SCJN revocó la decisión judicial que permitió al capo abandonar la cárcel, aunque pese a estos fallos no ha sido reaprehendido.

En enero de 2015, de nuevo un tribunal mexicano ordenó la inmediata captura del narcotraficante, oriundo del noroccidental estado de Sinaloa, por el que Estados Unidos ofrece una recompensa de cinco millones de dólares.

Y en noviembre de 2015 la Suprema Corte negó un amparo a Caro Quintero y confirmó su condena de 40 años de prisión por los asesinatos de Camarena y Zavala. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus