•   Varsovia, Polonia  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El presidente de EEUU, Barack Obama, emprendió este jueves el que probablemente sea su último viaje a Europa para participar en una cumbre de la OTAN, marcada por el "brexit" y por un abanico de inquietudes cada vez más amplio, antes de hacer la primera visita a España de un gobernante estadounidense en 15 años.

Obama despegó hoy hacia Varsovia, donde asistirá mañana viernes y el sábado a su última cumbre de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), dado que dejará el cargo en enero.

Lo hará justo antes de visitar España, un país con el que la relación en materia de seguridad se ha reforzado en los últimos años y que "encaja muy bien en este viaje, porque es un aliado clave en la OTAN", aseguró el miércoles el director de asuntos europeos del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Charles Kupchan.

Esta cumbre de la OTAN marca un "punto de inflexión" en la historia de la Alianza, por la suma de las "acciones agresivas de Rusia" en el este, el auge extremista en Oriente Próximo y el flujo de refugiados en el Mediterráneo, resumió el embajador de EEUU en la organización, Doug Lute, en una conferencia de prensa telefónica.

"Según mis cuentas, no ha habido otro punto de inflexión como este para la Alianza desde la caída del muro de Berlín y la disolución de la Unión Soviética entre 1989 y 1991", aseguró Lute este miércoles.

Se espera, sin embargo, que algunos de esos temas esenciales para la OTAN queden eclipsados por la reciente decisión del Reino Unido de abandonar la Unión Europea (UE), un asunto que protagonizará varios de los contactos de Obama en Varsovia.

El "brexit" será el tema central de la primera cita de Obama el viernes, una "reunión de líderes" con los presidentes del Consejo Europeo, Donald Tusk, y la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker.

Obama tiene previsto también conversar en algún momento de la cumbre con el primer ministro británico, David Cameron, quien abandonará el poder en octubre, para "reiterarle lo mucho que ha disfrutado trabajando con él los últimos años", explicó en la rueda de prensa del miércoles un asesor del mandatario, Ben Rhodes.

Acerca del "brexit", el presidente quiere hablar sobre cómo EEUU "puede seguir trabajando con sus aliados británicos y europeos para ayudar a asegurar la estabilidad financiera en este momento, y cómo trabajar juntos para apoyar el crecimiento económico global y combatir cualquier factor adverso" derivado del voto, indicó Rhodes.

El mandatario estadounidense pretende acabar la cumbre con una idea más clara de lo que Cameron y los líderes europeos "piensan sobre las negociaciones que tendrán respecto a la decisión británica de abandonar la UE", agregó Rhodes.

Las negociaciones sobre el acuerdo comercial entre Estados Unidos y la UE, conocido como TTIP, también entrarán en la agenda de Obama tanto en Polonia como en España, según el asesor.

Obama también se reunirá el viernes por separado con el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, y el presidente de Polonia, Andrzej Duda, y participará en una cena con el resto de los miembros de la Alianza.

El sábado, Obama intervendrá en varias sesiones de trabajo, entre ellas una sobre Afganistán y otra sobre Ucrania junto con el presidente de ese país, Petró Poroshenko; la canciller de Alemania, Angela Merkel; el presidente francés, Francois Hollande; el primer ministro italiano, Matteo Renzi; y el británico, David Cameron.

Después de ofrecer una conferencia de prensa, Obama viajará a Sevilla, a donde llegará a última hora del sábado.

Le recibirá en el aeropuerto el rey Felipe VI, que el día siguiente le acompañará en un paseo por el centro histórico de la ciudad andaluza, en el que visitarán el Alcázar y la Catedral de Sevilla.

A continuación, Obama se desplazará hasta la base naval de Rota, en Cádiz, donde visitará uno de los cuatro destructores estadounidenses que forman parte del escudo antimisiles de la OTAN y hablará a las tropas que se encuentran destinadas allí.

Obama "destacará la cercana cooperación con España como aliado de la OTAN y el trabajo que estamos haciendo juntos en el Mediterráneo para la defensa antimisiles", adelantó Rhodes.

Esa misma tarde, el mandatario viajará a Madrid, donde el lunes se reunirá con el presidente del Gobierno español en funciones, Mariano Rajoy, y después con el rey Felipe VI.

Tras asistir a un almuerzo auspiciado por el rey, Obama se reunirá con "varios líderes de los otros partidos políticos (de oposición), reconociendo que estamos ante un momento políticamente crucial en España después de las elecciones" del 26 de junio, según explicó Rhodes, sin precisar quiénes estarán en la cita.

El último acto de Obama en España será un encuentro con jóvenes, que podrán hacerle preguntas directamente y a los que hablará sobre "la importancia de la relación transatlántica", sobre "cómo facilitar el crecimiento económico" y de "los valores" que unen a los dos países, apuntó Rhodes. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus