•   Washington  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La Casa Blanca negó hoy rotundamente que su pago en efectivo de 400 millones de dólares a Irán en enero fuera un "rescate" a cambio de la liberación de cuatro estadounidenses, en respuesta a las críticas de varios líderes republicanos, entre ellos el candidato presidencial Donald Trump.

Según la información publicada hoy por el diario The Wall Street Journal, Estados Unidos fletó en secreto hasta Irán un avión con palés repletos de euros, francos suizos y otras divisas por valor de 400 millones de dólares, al mismo tiempo que Teherán liberaba a cuatro estadounidenses que estaban detenidos en el país.

El informe ha renovado las críticas republicanas sobre el episodio, que ya salió a la luz en enero, pero en el que hasta ahora no había detalles de cómo se hizo la transacción.

"No fue un rescate. Pagar un rescate por la liberación de rehenes está en contra de la política de Estados Unidos", dijo el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, en su conferencia de prensa diaria.

El portavoz adjunto del Departamento de Estado, Mark Toner, reconoció que puede parecer una coincidencia que los estadounidenses fueran liberados al mismo tiempo que llegaba el avión con el efectivo a Teherán, pero insistió en que son "asuntos separados".

Toner subrayó que el pago era de "dinero que pertenecía a Irán" desde antes de la revolución islámica en el país en 1979, y que estaba en poder de Estados Unidos debido a una compra militar incompleta que se interrumpió con la caída del régimen monárquico del sha Mohammad Reza Pahlevi.

El hecho de que el pago se hiciera en efectivo, en divisas extranjeras y con la colaboración de los bancos centrales de Holanda y Suiza, según lo indicado por el diario Wall Street Journal, se debe a que Irán estaba "relativamente desconectado del sistema financiero internacional", apuntó Toner.

"Eso planteó algunos retos a la hora de hacerles llegar su dinero. No podíamos hacerlo con transferencias financieras (...). Se evaluaron todas las opciones y se consideró que esta era la forma más eficaz", agregó Toner en su conferencia de prensa diaria.

En enero el secretario de Estado, John Kerry, anunció que como parte del acuerdo sobre el programa nuclear iraní y vistos los progresos hacia su implementación, se sufragaría el monto de esa disputa que se dividía en 400 millones por la compra nunca satisfecha de equipos militares por parte del gobierno del sha antes de la ruptura de relaciones diplomáticas y 1.300 millones en concepto de intereses.

Aunque el pago de 400 millones de dólares a Irán ya se conocía desde principios de este año, los nuevos detalles han generado críticas de Trump, quien ha utilizado el episodio para atacar a su rival demócrata en las elecciones de noviembre, Hillary Clinton.

"Nuestra incompetente (ex)secretaria de Estado, Hillary Clinton, fue la que comenzó las conversaciones para darle 400 millones de dólares en efectivo a Irán. ¡Un escándalo!", escribió Trump en su cuenta oficial de Twitter.


El presidente de la Cámara de Representantes, el republicano Paul Ryan, dijo por su parte que, si es cierta, la información del diario neoyorquino confirma su "sospecha de que la Administración pagó un rescate a cambio de la liberación de estadounidenses injustamente detenidos en Irán".

"Esto también marcaría otro capítulo en su larga saga de engañar al pueblo estadounidense para poder vender este peligroso acuerdo nuclear" con Irán, añadió Ryan en un comunicado.

Preguntado al respecto, el portavoz de la Casa Blanca insistió en que "los únicos que están sugiriendo" que el pago a Irán fue un rescate "son los políticos de derecha en Irán a los que no les gusta el acuerdo y los republicanos en EE.UU. a los que tampoco les gusta".

"Creo que esto es una indicación de lo mucho que les está costando a los críticos del acuerdo con Irán justificar esa oposición a un trato que ha sido exitoso", indicó Earnest. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus