•   La Habana, Cuba  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La guerrilla de las FARC comenzará a entregar sus armas 90 días después de la firma de la paz con el Gobierno de Colombia, según los detalles dados a conocer ayer por los negociadores de este proceso en La Habana. A los 120 días de la firma de la paz y entrada en vigor del cese el fuego, las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) entregarán otro 30% de sus reservas de armamento; y a los 150 días el 40% restante, anunciaron ayer los dos equipos negociadores en La Habana que dieron a conocer los protocolos que completan el acuerdo para el cese el fuego bilateral y definitivo anunciado el pasado 23 de junio.

El jefe de la delegación del gobierno, Humberto de la Calle, indicó que a los ocho días del acuerdo final las FARC entregarán  al mecanismo internacional de verificación del cese el fuego toda la información sobre el número de sus integrantes; y dos días después, las "coordenadas de todos los depósitos o caletas donde se encuentra el armamento inestable".

"Eso incluye todas las armas y explosivos de fabricación artesanal, los insumos para fabricarlas y todo el armamento que tenga abolladuras u oxidación, cuyo transporte pueda resultar peligroso", indicó el jefe negociador.

Según esos protocolos anunciados ayer, durante la vigencia del cese el fuego, las FARC designarán a un grupo de 60 integrantes que podrán movilizarse a nivel nacional para tareas relacionadas con el acuerdo de paz; además de nombrar a otros diez miembros que podrán movilizarse a nivel municipal con el mismo fin.

Además, las partes anunciaron que la próxima semana delegados del Gobierno, de las FARC, de la ONU y del Comité Internacional de la Cruz Roja realizarán una visita de reconocimiento de "carácter técnico para ubicar y delimitar" las zonas de ubicación de los guerrilleros.

Se trata, según lo acordado el pasado 23 de junio, de 23 zonas veredales transitorias de normalización y 8 puntos transitorios de normalización, consensuados por las partes para la concentración de los guerrilleros durante la etapa entre el cese el fuego y el tránsito a la vida civil de la insurgencia, aunque su ubicación exacta.

"En las zonas y puntos transitorios de normalización, se garantiza el funcionamiento de las autoridades civiles y el libre acceso de cualquier ciudadano y de los medios de comunicación, sin ninguna limitación, excepción hecha de los campamentos donde se encuentra el grueso de las unidades guerrilleras armadas", señaló a ese respecto en jefe de la delegación de la insurgencia, "Iván Márquez". 

El 23 de junio las partes sellaron las condiciones del cese al fuego y de hostilidades bilateral y definitivo y la entrega de armas de los rebeldes, que se concretarán después de firmado el pacto final de paz.

Actualmente negocian asuntos pendientes tras consensuar acuerdos parciales en su agenda de seis puntos, que incluyó el tema agrario, reparación de las víctimas, participación política, narcotráfico, abandono de las armas y validación del acuerdo final de paz.

Uribe pide votar "No" en plebiscito

Oposición. El expresidente de Colombia Álvaro Uribe llamó el miércoles a votar "No" en el plebiscito para refrendar el acuerdo de paz entre el gobierno y la guerrilla FARC, con el que buscan poner fin a medio siglo de conflicto armado.

"Debemos votar 'No' al ilegítimo plebiscito", declaró el exmandatario (2002-2010) y actual senador, devenido en el más férreo opositor a las negociaciones que el gobierno de Juan Manuel Santos sostiene en Cuba con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) por considerar que traerá "impunidad total" para los guerrilleros.

"Aprobar el ilegítimo plebiscito equivale a aceptar la impunidad total, que en lugar de disuadir al crimen lo consagra campeón y sienta el ejemplo para más y nuevas violencias", dijo en una larga declaración en Bogotá, trasmitida por streaming.

Según el líder del derechista partido Centro Democrático, el plebiscito como mecanismo de validación del pacto final con la guerrilla es "ilegítimo porque solamente trae una pregunta y baja el umbral (del número de votantes) del 50% al 13% con la disculpa que será por una sola vez".

La Corte Constitucional, que el 18 de julio avaló el plebiscito para que los colombianos refrenden el acuerdo de paz, dijo que este solo será válido si los votos favorables alcanzan al menos el 13% del censo electoral (unos 4.5 millones), un porcentaje propuesto por el gobierno y ratificado por el Congreso.

Para Uribe, además, este plebiscito tiene como agravante el hecho de sentar un "precedente" ante la posible legitimación similar de un eventual acuerdo con el Ejército de Liberación Nacional (ELN, guevarista), segunda guerrilla activa de Colombia, o con "las bandas criminales" que operan en el país.

Santos, un político de centroderecha que ha hecho de la paz en Colombia el buque insigne de su mandato, negocia desde noviembre de 2012 en Cuba un acuerdo con las FARC y anunció a fines de marzo la próxima instalación de un diálogo con el ELN, demorado hasta tanto los rebeldes no se comprometan a abandonar el secuestro como arma de guerra. 

Santos: Paz se firmará tras conferencia de la guerrilla

OPTIMISMO. El acuerdo de paz entre el Gobierno de Colombia y las FARC se firmará después de que esa guerrilla realice su última conferencia y reciba luz verde de sus bases sobre lo pactado, anunció el miércoles el presidente Juan Manuel Santos.

  • 120 días después de la firma de la paz las FARC entregarán el 30% de sus reservas de armamento.

"La firma, digamos, oficial se realizaría después de la (décima) conferencia de las FARC, donde van a recibir el mandato (de su tropa) para firmar también", dijo desde la presidencial Casa de Nariño tras una reunión con líderes políticos.

Agregó que esto tendrá lugar "antes del plebiscito", el mecanismo de refrendación del pacto final aprobado por la Corte Constitucional. El gobierno y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, marxistas) negocian desde 2012 en Cuba un pacto de paz que se espera concluya próximamente y que pondrá fin a un conflicto armado de más de medio siglo. Santos calculó "de unos 15 días a tres semanas" el periodo "entre el momento de terminar los acuerdos y el momento en que las FARC (...) realice su conferencia y tengan el mandato" para aprobar lo pactado.

Sobre el plebiscito

Por otra parte, el mandatario dijo que el fallo final de la Corte Constitucional sobre el plebiscito, que estima será publicado este jueves, "debe decir claramente que cuando esté todo acordado no se requiere la firma oficial (...) para poder enviarle al Congreso los acuerdos y convocar el plebiscito".

Así, al mismo tiempo que las FARC analizan con sus miembros lo acordado, comenzaría a contarse el plazo de seis semanas que según la Registraduría llevará preparar el plebiscito.

Cuando las FARC tengan el mandato de su tropa, "se firma, mientras tanto están corriendo las seis semanas del Registrador, y entonces ahí se realizaría el plebiscito", explicó Santos.

"Cuando acordemos todo, las FARC van a ir a hacer su décima conferencia, para disolverse, porque el acuerdo de paz, el fin del conflicto, significa el fin de las FARC como grupo armado", agregó.

Las conferencias de las FARC, que se realizan de forma periódica desde su nacimiento en 1964, reúnen a su cúpula para discutir nuevas políticas. El grupo guerrillero ha realizado nueve cumbres, la última en 2007, y según el gobierno se hizo a través de internet, ante la imposibilidad de que los altos mandos se encontraran ante la ofensiva militar del gobierno entonces. Santos dijo que la mesa de negociación en La Habana debe decidir aún cómo se elegirán a los magistrados del tribunal especial que juzgará a los involucrados en el conflicto. 

  • 150 días después los guerrilleros entregarán los materiales bélicos que todavía tengan en su poder.
Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus