•   Washington, EE.UU  |
  •  |
  •  |
  • EFE

EE.UU. admitió hoy que retrasó el envío de 400 millones de dólares a Irán en enero pasado hasta que logró la liberación de varios estadounidenses detenidos por Teherán, debido al temor de que el Gobierno iraní "incumpliera" su promesa de entregar a los presos, e insistió en que el pago no fue un rescate.

El diario The Wall Street Journal (WSJ) informó hoy que Estados Unidos no entregó el dinero a Irán hasta que un avión con tres estadounidenses liberados salió del país asiático, a pesar de que la Casa Blanca ha insistido en que los dos procesos se llevaron a cabo de forma independiente.

"Queríamos retener el máximo margen de maniobra posible hasta después de que los ciudadanos estadounidenses fueran liberados", admitió hoy el portavoz del Departamento de Estado, John Kirby, al ser preguntado por el informe durante su conferencia de prensa diaria.

"Creímos que retener esa entrega (de los 400 millones de dólares hasta que se liberara a los estadounidenses) era lo prudente", agregó el portavoz, al reconocer que Washington estaba preocupado por la posibilidad de que "Irán pudiera incumplir (su promesa de) liberar a los prisioneros".

La oposición republicana ha acusado recientemente al Gobierno de Barack Obama de haber pagado un rescate por esos prisioneros, algo que el Ejecutivo sigue negando repetidamente.

Esos 400 millones de dólares -entregados en palés de euros, francos suizos y otras divisas llevados por avión desde Ginebra- eran la primera parte de los 1.700 millones de dólares que EE.UU. se comprometió a pagar para resolver una disputa internacional que se arrastraba desde la Revolución Islámica (1979).

El primer pago de ese dinero -que pertenecía a Irán, pero llevaba décadas en poder de Estados Unidos- se hizo efectivo el pasado 17 de enero, el mismo día que Irán liberó a varios estadounidenses.

"Nuestra mayor prioridad era llevar a los estadounidenses a casa", señaló al WSJ una fuente estadounidense, según la cual, una vez que los liberados habían despegado, se permitió que representantes de Irán se hiciesen con el dinero en Ginebra.

Según señala hoy el periódico en su edición impresa, legisladores republicanos prevén organizar audiencias en el Congreso sobre la operación en septiembre.

El candidato republicano a la Casa Blanca, Donald Trump, ha utilizado este episodio para atacar a su rival demócrata en las elecciones de noviembre, Hillary Clinton. "Nuestra incompetente (ex)secretaria de Estado, Hillary Clinton, fue la que comenzó las conversaciones para darle 400 millones de dólares en efectivo a Irán. ¡Un escándalo!", escribió Trump en su cuenta oficial de Twitter este mes.

Mientras, el Gobierno ha insistido en que la liberación y el pago de esa cantidad no tuvieron relación y que el acuerdo para abonar 1.700 millones de dólares y poner fin a la disputa es bueno para el país, pues la cantidad podría haber sido mucho mayor en los tribunales.

"Nosotros no pagamos rescates por rehenes. No lo hicimos aquí (en el caso de Irán) y no lo haremos en el futuro", subrayó Obama en una conferencia de prensa a comienzos de este mes. Irán había pagado en 1979 unos 400 millones de dólares a EE.UU. a cambio de equipos militares que nunca se entregaron a raíz de la revolución que derribó al sha, y desde 1981 reclamaba en un tribunal de La Haya (Holanda) la devolución de esa cantidad más intereses.

Las informaciones del The Wall Street Journal han renovado las críticas republicanas sobre el episodio, que ya salió a la luz en enero, pero en el que hasta ahora no había detalles de cómo se hizo la transacción.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus