•   Naciones Unidas  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, condenó hoy en los términos "más firmes posibles" la nueva prueba nuclear de Corea del Norte y pidió al Consejo de Seguridad que adopte las "acciones adecuadas".

"Estamos profundamente preocupados por las continuas provocaciones" de Corea del Norte por sus ensayos nucleares y de misiles, afirmó Ban en un breve contacto con los periodistas antes de que el Consejo de Seguridad se reúna para analizar este tema.

La televisión oficial norcoreana informó hoy de que el régimen de Pyongyang realizó en las últimas horas su quinta prueba nuclear, coincidiendo con el 68 aniversario de la fundación de ese país.

La detonación atómica, que la ONU considera es la más potente, se llevó a cabo en la base de Punggye-ri, en el nordeste del país, el mismo lugar donde Corea del Norte ya detonó explosivos nucleares en 2006, 2009, 2013 y en enero de este año.

En sus declaraciones a los periodistas, Ban calificó esta acción como "otra descarada violación" de las resoluciones del Consejo de Seguridad en contra de estos ensayos nucleares de Corea del Norte.

"Por quinta vez en los últimos años, Corea del Norte ha sido el único país que ha violado las leyes internacionales contra las pruebas nucleares", afirmó el secretario general de la ONU.

"Este acto inaceptable -agregó- pone en peligro la paz y la seguridad en la región y supone otro recuerdo gráfico de la urgente necesidad de fortalecer el régimen global para prohibir las pruebas nucleares".

Ban dijo que, a raíz de esta prueba de hoy, esperaba que el Consejo de Seguridad "siga unido y tome acciones apropiadas". "Debemos romper urgentemente esta acelerada espiral en la escalada" de estas pruebas, agregó el secretario general de la ONU.

Insistió además en que el Consejo de Seguridad, el máximo órgano de decisiones de la ONU, debe aprobar una "fuerte advertencia" contra el régimen de Pyongyang.

"Todos los miembros de la ONU tienen que cumplir completamente con las resoluciones" de Naciones Unidas, insistió Ban.

El diplomático surcoreano expresó además su frustración con la actitud de Corea del Norte y lamentó no haber sido capaz, como jefe de Naciones Unidas, de "materializar los deseos y aspiraciones de la comunidad internacional" en este ámbito.

"He estado haciendo todo lo posible para mejorar lo que fuese posible" en relación con Corea del Norte, señaló Ban, que aseguró que continuará con esos esfuerzos hasta que abandone el cargo.

"Sinceramente espero que las autoridades de la República Popular Democrática de Corea escuchen los llamamientos de la comunidad internacional y actúen como un Estado miembro de la ONU", añadió. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus