•   Canadá  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Cuarenta años después que su padre, el primer ministro canadiense Justin Trudeau viajará a Cuba el martes, después de que la elección de Donald Trump sembrara la incertidumbre sobre la continuación del proceso de normalización de relaciones entre Estados Unidos y el gobierno comunista de la isla.

Según la oficina de Trudeau, esta visita, oficialmente destinada a "renovar y estrechar" los lazos de Canadá con Cuba —uno de sus "socios más cercanos" en América— reviste de hecho una dimensión personal y familiar.

Contra la opinión de Washington, Pierre Elliott Trudeau se convirtió en enero de 1976, en plena Guerra Fría, en el primer gobernante de un país miembro de la OTAN que viajó a Cuba, recuerda a la AFP John Kirk, politólogo de la universidad Dalhousie en Halifax (este).

En fotos de la época, "el comandante de la revolución", vestido en su célebre uniforme verde olivo, sostiene en sus brazos a un bebé de meses, al que mira con aire enternecido. No es otro que Michel, hermano menor de Justin Trudeau, muerto en una avalancha de nieve en el oeste canadiense en 1998.

Pierre Elliott Trudeau y Fidel Castro establecieron una profunda amistad, jamás desmentida. El líder cubano, emocionado, viajó a Montreal en 2000 al funeral de su amigo.

Ahora, durante su visita de unas 30 horas a La Habana, Trudeau se reunirá con el presidente Raúl Castro, que sucedió en 2008 a su hermano enfermo.

Oficialmente, no está prevista una reunión con el anciano "líder máximo", pero "hay una posibilidad" de que se encuentren, indicó a la prensa canadiense el embajador de Cuba en Canadá, Julio Garmendia Pena.

Visita "simbólica" 

La visita también simbólica porque Canadá es uno de los pocos países de América, junto con México, que nunca rompió sus relaciones con La Habana luego de la revolución, "pese a significativas presiones de parte de Washington", recuerda Kirk, autor de varias obras sobre Cuba.

Ottawa siempre criticó el embargo estadounidense, implantado en 1962 y flexibilizado por el presidente estadounidense Barack Obama.

"Aunque Canadá depende de Estados Unidos por 70% de su comercio, esta visita —muy importante dado que se produce luego de la elección de Trump (para suceder a Obama)— simboliza la independencia canadiense" en materia de política exterior, afirma.

La visita será la primera de un primer ministro canadiense desde la del liberal Jean Chretien en 1998.

Para Trudeau, del mismo partido político, se trata también de reparar las relaciones bilaterales con Cuba, que cayeron a su "nivel más bajo" desde 1959 durante la década de su predecesor en el poder, el conservador Stephen Harper.

Fue sin embargo bajo el mandato de este que Canadá acogió varias rondas de las "conversaciones secretas" que culminaron en diciembre de 2014 con el histórico deshielo de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos.

Trump apoyó en un principio el reacercamiento, pero una vez en campaña expresó sus reservas, lamentando que el presidente demócrata no haya obtenido nada a cambio de la flexibilización del embargo.

El mes pasado incluso afirmó que hará "todo para lograr un acuerdo sólido" con La Habana, permitiendo presagiar una marcha atrás. Todavía hoy, ese embargo explica en parte las vacilaciones de muchas empresas canadienses para invertir en Cuba, temiendo represalias de Estados Unidos, donde con frecuencia están fuertemente implantadas.

El comercio bilateral entre Canadá y Cuba alcanza apenas 1,000 millones de dólares al año, menos que el equivalente a los intercambios diarios entre Canadá y EE. UU.

Los canadienses representan el contingente más numeroso de turistas extranjeros en la isla, con 1.3 millones de visitantes en 2015, lo que representa cerca de 40% del total.

"Crecimiento económico, gobierno inclusivo" junto con el respeto de las libertades individuales, "cambio climático e igualdad de sexos" son algunos de los temas centrales de la visita de Trudeau a Cuba. 

Luego se desplazará a Argentina y finalmente acudirá a la cumbre del foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC), que se celebrará en Perú del 17 al 19 de noviembre.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus