•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Rusia bloqueó una condena en el Consejo de Seguridad de la ONU al último ensayo de misil lanzado por Corea del Norte, incluso a pesar de que China respaldó la enérgica declaración elaborada por Estados Unidos, dijeron diplomáticos.

El proyecto de declaración, al que tuvo acceso la AFP, pedía a Corea del Norte “no realizar más pruebas nucleares” y detener los lanzamientos después del ensayo fallido que llevó a cabo el domingo pasado.

Rusia quería incluir un lenguaje contenido en una declaración previa en el que se enfatizaba la necesidad de llegar a una solución a través del diálogo, según los diplomáticos.

El mes pasado, el Consejo estaba unido respecto a emitir una fuerte condena por el lanzamiento de tres misiles y expresó serias preocupaciones sobre la “creciente conducta desestabilizadora” de Pyongyang.

En el proyecto de declaración, los miembros expresaban “su suma preocupación” por la “creciente conducta desestabilizadora” de Corea del Norte y amenazaron con tomar nuevas “medidas importantes”.

Diplomáticos que hablaron bajo condición de anonimato se mostraron sorprendidos por el bloqueo de Rusia, cuando China, aliada de Pyongyang, estaba dispuesta a apoyarla.

El desacuerdo con Rusia se produjo antes de la reunión que el Consejo de Seguridad sostendrá la próxima semana sobre Corea del Norte, que será presidida por Rex Tillerson, secretario de Estado estadounidense.

El secretario de Estado de EE. UU., Rex Tillerson, advirtió de que si no se imponen más restricciones a las actividades y el programa nuclear de Irán, ese país podría seguir los pasos de Corea del Norte

Respuesta aplastante

Por su parte, el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, prometió este miércoles una “respuesta aplastante en caso de ataque” de Corea del Norte ante un auditorio de soldados estadounidenses del portaviones Ronald Reagan, estacionado en Japón.

Hay “nubarrones en el horizonte”, dijo el número dos del ejecutivo estadounidense, que calificó al régimen comunista de Corea del Norte de “amenaza más peligrosa y urgente para la paz y la seguridad en Asia Pacífico”.

Pence hizo estas declaraciones en Japón, donde realiza una visita de dos días después de haber pasado por Corea del Sur y en particular por su frontera con Corea del Norte.

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, declaró que debía hacerse “todo” lo posible para hacer frente a la amenaza.

“Creemos que es absolutamente esencial ... que todo el mundo se implique para asegurar que todo se hace de forma que la amenaza que representa el desarrollo de misiles y de capacidades nucleares no se convierte en una amenaza para la comunidad internacional”, señaló.

Frente a la actitud de la comunidad internacional, que considera estos ensayos una provocación y una violación de las resoluciones de la ONU, Pence ya advirtió hace unos días que “todas las opciones están sobre la mesa”.

“Derrotaremos cualquier ataque y reaccionaremos al uso de cualquier arma convencional o nuclear con una respuesta arrolladora”, aseguró, citando la “determinación del presidente Trump y de las fuerzas armadas de Estados Unidos”.

El portaviones Ronald Reagan, que se encuentra en la base naval estadounidense de Yokosuka, forma parte de la séptima flota de Washington y está listo para un despliegue programado en el Pacífico occidental.

Otro componente de la séptima flota, el portaviones USS Carl Vinson, actualmente frente a las costas australianas, tiene previsto llegar la semana que viene al mar de Japón (mar del Este en su denominación surcoreana).

El general respetado

El desfile gigantesco del sábado en Pyongyang tenía como finalidad exhibir al mundo la potencia militar reivindicada por Corea del Norte, pero encubría otro objetivo de propaganda interna: celebrar la dinastía de los Kim.

Las celebraciones nacionales del aniversario del nacimiento del fundador de la dinastía, Kim Il-Sung, son para el régimen un medio de controlar a la población, pero también de perpetuar la larga tradición dinástica, observa un diplomático que ha pedido conservar el anonimato.

“Casi todo el mundo está movilizado para hacer algo”, dice. “Y es probable que muchos habitantes aprecien el evento”.

En algo más de cinco años, el líder norcoreano Kim Jong-un ha impuesto progresivamente un poder absoluto cuya legitimidad descansa en sus lazos de sangre con los dos anteriores dirigentes del régimen.

Por eso el sábado, antes del desfile del armamento y de decenas de miles de militares y de civiles ante él, se exhibieron dos retratos gigantes de su abuelo Kim Il-sung y de su padre Kim Jong-il.

Prueba de que, en un contexto de extrema tensión regional, este desfile con motivo del 105º aniversario del nacimiento de Kim Il-sung no era un mensaje dirigido solo a Washington.

Alrededor de la plaza Kim Il-sung de Pyongyang, un estandarte elogiaba al fundador de la República Popular y Democrática de Corea (RPDC) deseándole “gloria eterna”, mientras que otra destacaba el parentesco del actual líder con sus antepasados míticos.

“¡Preservemos con nuestras vidas al comité central del partido dirigido por el gran camarada Kim Jong-un!”, proclamaba.

Kim Il-sung, fallecido en 1994, encarna todavía al “presidente eterno”. La doctrina del “Juche”, dictada por él y basada en la autosuficiencia económica, sigue siendo la filosofía oficial del régimen.

‘Navidad del Juche’

En un discurso antes del desfile, el número dos del régimen norcoreano, Choe Ryong-hae, explicó que esta marcha representa “un testimonio fiel destinado al gran presidente Kim Il-sung y al gran dirigente Kim Jong-il de que proseguimos la causa revolucionaria”.

En todo el país, su retrato y el de su hijo están omnipresentes y a Kim Jong-un se le llama oficialmente “el general respetado”.

La marcha envió “al mundo un mensaje disuasorio” pero también fue “un momento importante de culto a la familia Kim”, declara Bruce Bennett, investigador de la Rand Corporation.

Estos desfiles son “como Navidad, pero centrada en torno al Juche y no a Jesús”, señala por su parte Jeffrey Lewis, investigador del Institut Middlebury de estudios internacionales, con sede en California.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus