•   La Habana, Cuba  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Cuba consideró hoy "inaceptable", "infundada" y de "carácter eminentemente político" la decisión de EE.UU. de expulsar a 15 diplomáticos cubanos de Washington como acción de reciprocidad a la drástica reducción del personal en su embajada en La Habana por los supuestos "ataques acústicos".

"El Ministerio de Relaciones Exteriores protesta enérgicamente y denuncia esta decisión infundada e inaceptable, así como el pretexto utilizado para justificarla al afirmarse que el  gobierno de Cuba no adoptó todas las medidas adecuadas para prevenir los ataques", afirmó hoy en una rueda de prensa el canciller cubano, Bruno Rodríguez. 

Según el ministro de Relaciones Exteriores, la medida anunciada hoy por el Departamento de Estado de expulsar a diplomáticos cubanos de Washington "sin que haya resultados investigativos concluyentes ni pruebas" sobre esos "ataques acústicos" tiene un "carácter eminentemente político".

"El Departamento de Estado se ha mantenido filtrando información malintencionada con motivos políticos", destacó.

Desde la Cancillería cubana instaron a las autoridades de EE.UU. a "no continuar politizando este asunto, lo cual puede provocar una escalada indeseada, así como enrarecer y hacer retroceder más las relaciones bilaterales, ya afectadas por el anuncio de una nueva política realizado en junio pasado por el presidente Donald Trump".  

Rodríguez destacó que, desde que se tuvo conocimiento de esos incidentes, Cuba ha actuado "con suma seriedad, profesionalismo e inmediatez" e inició una "investigación exhaustiva y prioritaria por indicación del más alto nivel del Gobierno".  

El canciller explicó que el pasado febrero el propio presidente de Cuba, Raúl Castro, le solicitó al encargado de negocios de la embajada de EE.UU. en La Habana que se compartiera más información y cooperación para una investigación conjunta.

Estados Unidos denunció el pasado mes de septiembre que la sede diplomática ubicada en La Habana fue blanco de ataques acústicos que afectó al menos a 15 de sus funcionarios. Foto: EFE / END."Los datos suministrados con posterioridad continuaron careciendo de descripciones o detalles que facilitaran la caracterización de los hechos o la identificación de posibles autores, en caso de haberlos", señaló el jefe de la diplomacia cubana.

El canciller reveló hoy que, ante repetidas solicitudes de EE.UU., Cuba accedió a que representantes de agencias especializadas de ese país viajaran a La Habana en tres ocasiones -en junio, agosto y septiembre- para "trabajar en el terreno por primera vez en 50 años".  

"Se les dieron todas las facilidades, incluyendo la posibilidad de importar equipamiento, como muestra de buena voluntad y del gran interés del gobierno cubano en concluir la investigación", subrayó.

Rodríguez señaló que, según los resultados preliminares de esa investigación por expertos estadounidenses, "no existen evidencias de la ocurrencia de los alegados incidentes, ni de las causas y el origen de las afecciones de salud notificadas por los diplomáticos estadounidenses y sus familiares"

El canciller insistió en la necesidad de que conocer "tiempo real" si se producen nuevos incidentes para poder actuar de forma oportuna y aseguró que Cuba, nada más ser informado de los hechos, reforzó medidas de protección de los diplomáticos estadounidenses, sus familiares y sus residencias.  

También se habilitaron canales de comunicación expedita de la Embajada con el Departamento de Seguridad Diplomática y se creó un comité de expertos para el análisis integral de los hechos, integrado por autoridades policiales, médicos y científicos.

A pesar de la tensión entre los dos países, el canciller reiteró la disposición de Cuba a una "cooperación seria y objetiva" entre las autoridades de ambos países para esclarecer los hechos, "para lo cual será esencial la colaboración más eficiente de las agencias competentes de los Estados Unidos".

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus