•   NuevanYork, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El autor del atentado que dejó ocho muertos y 12 heridos en Nueva York, un uzbeko de 29 años, planificó su crimen durante semanas y cometió el atentado en nombre del grupo yihadista Estado Islámico (EI), según la policía.

Sayfullo Saipov embistió a peatones y ciclistas con una camioneta alquilada, el martes a las tres de la tarde, en el moderno y caro barrio de Tribeca, es el atentado más mortífero cometido en Nueva York desde que la red Al Qaeda derribó las Torres Gemelas el 11 de septiembre de 2001.

Saipov salió de la camioneta sosteniendo dos pistolas falsas y gritó “Allah Akhbar” (Dios es grande), antes de ser baleado por un agente en el estómago y ser detenido.

“Parece que Saipov planificaba esto desde hace numerosas semanas”, dijo John Miller, jefe adjunto de inteligencia y contraterrorismo de la policía de la ciudad, en una conferencia de prensa.

“Lo hizo en nombre del Estado Islámico y entre los objetos encontrados en el lugar de los hechos había un mensaje en árabe”, escrito a mano, donde “proclamaba que el Estado Islámico viviría para siempre”, precisó.

“Al pie de la letra” 

Saipov, que llegó a Estados Unidos en 2010 y residía legalmente en Paterson, Nueva Jersey, ya fue interrogado en el hospital donde está internado.

Miller sostuvo que Saipov parece haber seguido “al pie de la letra las instrucciones que el EI publicó en redes sociales para sus seguidores, sobre cómo llevar un ataque de este tipo”.

Saipov nunca había sido investigado antes por el FBI -la policía federal- ni por la inteligencia policial de Nueva York, pero al parecer sí se relacionaba con gente investigada por las autoridades, dijo el jefe policial.

“Lo que podemos decir es que Saipov nunca ha sido objeto de una investigación del buró de investigaciones de la Policía de Nueva York, ni ha sido objeto de una investigación del FBI. Pero parece que tenía alguna conexión con individuos que eran blanco de investigación, aunque él no lo era”, precisó.

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, informó que Saipov se radicalizó tras llegar a Estados Unidos y actuó como “un lobo solitario”. “Es un depravado cobarde, y estaba asociado con el EI”, sostuvo Cuomo.

Pocas horas después del atentado, el presidente Donald Trump ordenó reforzar los controles para el ingreso de extranjeros.

Trump, que calificó al atacante de “muy enfermo” y “perturbado”, indicó que “ciertamente consideraría” enviar a la prisión de Guantánamo (Cuba) al autor del ataque. También anunció que inició el proceso para terminar el programa de asignación de visas de residencia por lotería.

“La vida sigue” 

La zona del atentado estaba aún cerrada este miércoles al tránsito y a los peatones. Decenas de periodistas y agentes de seguridad estaban apostados en el área, mientras los neoyorquinos retomaban su rutina y caminaban ajetreados al trabajo, al gimnasio o llevaban sus niños a la escuela.

“Muchos padres no dejaron a sus hijos venir a clase hoy (ayer)”, contó Ana Pacheco, una estudiante de 17 años de la escuela secundaria Stuyvesant, que queda frente al lugar del ataque.

“Da mucho miedo porque donde sucedió esto es donde el equipo de atletismo corre todos los días. Si el ataque hubiese sido 30 minutos después todos estarían heridos”, dijo.

Para Megan Brosterman, una habitante del barrio, de 38 años, el atentado es un miedo que se ha hecho realidad, pero como muchos neoyorquinos, no piensa cambiar su rutina e insiste en que la vida sigue.

“Tengo miedo. Esto está pasando en todos lados y ahora aquí. Ha sido uno de mis miedos desde que sucedió en Londres y ahora es real. Pero no puedo cambiar mis costumbres por esto. Tengo hijos pequeños, la vida sigue”, afirmó mientras sostenía la mano de su hija de cuatro años, vestida con un disfraz de hada rosa, al día siguiente de Halloween, el día de brujas.

El célebre maratón de Nueva York, con la participación de más de 51,000 corredores y que será visto por unas 2.5 millones de personas en las calles de la ciudad, se realizará el domingo como estaba planeado, pero la seguridad será reforzada, informó el alcalde Bill de Blasio.

Trump  enviaría a Guantánamo al terrorista

El presidente de EE. UU., Donald Trump, afirmó ayer, que piensa considerar el envío a la cárcel de Guantánamo (Cuba) al sospechoso del atentado de este martes en Nueva York, un inmigrante de nacionalidad uzbeka identificado como Safyullo Saipov.

Al ser preguntado por un periodista durante una reunión con su gabinete en la Casa Blanca, Trump dijo que “definitivamente” piensa evaluar el traslado de Saipov a Guantánamo, la cárcel en la base estadounidense en Cuba que su predecesor, el expresidente Barack Obama, intentó cerrar sin éxito.

“Enviarlo (al sospechoso) a Guantánamo. Definitivamente lo consideraría”, comentó el presidente, quien calificó de “animal” al presunto terrorista.

En el atentado, que consistió en un atropello múltiple y considerado el peor ocurrido en Nueva York, desde los ataques del 11 de septiembre de 2001, murieron ocho personas, cinco de ellas de nacionalidad argentina, y doce más resultaron heridas.

Mientras, los senadores republicanos John McCain y Lindsey Graham urgieron al Gobierno de Trump a que el sospechoso del atentado en Nueva York sea tratado, “retenido e interrogado” como un “combatiente enemigo”, sin que le sean leídos sus derechos básicos, conocidos como “Miranda Rights”.

En un comunicado, McCain enfatizó que ataques terroristas como el de Nueva York y los ocurridos en los últimos años en lugares como San Bernardino (California) y Boston deben ser considerados “actos de guerra” contra EE. UU. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus