•   Ciudad de Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La coordinadora residente en Guatemala del Sistema de las Naciones Unidas, Valerie Julliand, advirtió hoy de que el 70 por ciento de los empleos que existen en el país centroamericano corresponden a la "informalidad", por lo que carecen de todo tipo de garantías.

Julliand dio estas declaraciones durante la presentación del informe "Trabajo y Desarrollo Humano 2015", un documento global que analiza diferentes marcadores para establecer el Índice de Desarrollo Humano (IDH) de cada país.

Guatemala ocupa el puesto 128 de los 188 países evaluados, con un IDH de 0.62, superior al de Honduras (0.60), pero inferior al de otros países centroamericanos como Nicaragua (0.63), El Salvador (0.66) y Costa Rica (0.76).

Julliand explicó que 7 de cada 10 guatemaltecos trabajan "en la informalidad", lo que es igual a "falta de protección, falta de estabilidad y, en muchas ocasiones, un trabajo que no es decente y donde los derechos laborales están violados".

"A nivel de trabajo, la situación (en Guatemala) es bastante difícil, porque la mayor parte de la población está en una situación de vulnerabilidad", proclamó enfática, y agregó que a esto hay que sumar el trabajo infantil, el forzoso y otras formas de violación de derechos humanos no incluidas en ese dato.

"No es el desempleo el problema mayor en Guatemala (...). Más o menos en este país todo el mundo trabaja (el índice de desempleo está en el 3 por ciento), pero muchas personas trabajan en condiciones que no son dignas de un ser humano", manifestó.

En este sentido, Julliand también hizo especial hincapié en la situación de las mujeres, ya que un 93 por ciento se dedican al trabajo doméstico, ganando, en su mayoría, entre 500 y 700 quetzales (entre 66 y 92 dólares).

"Las mujeres desempeñan 3 de cada 4 horas no pagadas en el mundo" y con un salario mucho menor que el de los varones, apostilló.

A su juicio, a nivel laboral Guatemala tiene "un gran desafío", máxime si se contabiliza que el salario mínimo del país (2,500 quetzales, 326 dólares) es menor que el precio de la canasta básica (3,800 quetzales, según el Banco de Guatemala, unos 496 dólares).

"No es suficiente para toda esta gente vivir de manera decente", y, la realidad, es que "hay mucho, mucho, mucho que hacer", en general, en todos los ámbitos, pero más en cuanto a las mujeres, los indígenas, las zonas rurales y las personas con discapacidad: el 95 por ciento de este colectivo no tiene empleo.

Julliand agregó además que Guatemala debe "reconsiderar" su modelo económico, ya que aunque se ha mantenido estable con un crecimiento del 4 por ciento durante los últimos años, los beneficios de este crecimiento han recaído "solo en unos pocos".

Además, es necesario continuar con la lucha contra la corrupción, "pensar" los ingresos del Estado, los actuales no son "suficientes", y "cambiar el sistema tributario", porque si no no será posible "mejorar" la situación.

La lucha contra la desigualdad en materia de desarrollo humano es clave para impulsar el progreso humano, ya que la región de América Latina y el Caribe ostenta el mayor índice de desigualdad de ingresos y su valor de IDH, por este motivo, disminuye una media del 23,7 por ciento.

En Guatemala, la pérdida de desarrollo humano atribuible a las desigualdades sobrepasa a la región con un 29,4 por ciento.

A este propósito se pronunció el autor del informe, Selim Jahan, como informaron hoy en Guatemala.

Según la reproducción de sus palabras, "el progreso humano mejorará cuando todo el que quiera trabajar tenga la oportunidad de hacerlo en condiciones dignas; sin embargo, en muchos países hay un gran número de personas que suelen quedar excluidas del trabajo remunerado o ganan menos que otras por realizar un trabajo del mismo valor".

En este informe, que se enfoca en el trabajo sostenible, se documentan 1,500 millones de personas con un trabajo vulnerable, 168 millones de niños que realizan trabajo infantil o 21 millones de personas que realizan trabajo forzoso.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus