•   Ciudad de Guatemala, Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

Una estructura criminal dedicada a al sicariato, violaciones y robos en viviendas y comercios en el departamento de Quetzaltenango, en el occidente de Guatemala, ha sido desarticulada hoy en un operativo en el que cinco personas fueron detenidas.

Alrededor de 150 agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) participaron en la denominada "Operación Centinela" para la desarticulación de la banda, a la que se responsabiliza del alto índice de criminalidad en los municipios de La Esperanza y Cajolá.

Los cinco detenidos, sobre los que pesaba una orden de aprehensión, están acusados de los delitos de asociación ilícita, robo agravado, hurto agravado y lesiones.

Uno de ellos es el líder de la estructura criminal y principal objetivo policial, Obispo Vásquez López, de 30 años, así como el segundo al mando del grupo, Marco Antonio Rodas Cifuentes, de 58 años, quien se dedicaba al transporte de mercancías.

Asimismo fueron capturados Héctor David Calel Poncio, 28 años, por su implicación en robos; y otros dos miembros de la banda, Ariel Hernández García y Edgar Ronael Calel Poncio.

Durante los allanamientos realizados en los municipios de La Esperanza, Olintepeque y Quetzaltenango se localizaron en el interior de una de las viviendas una pistola y una motocicleta supuestamente utilizadas en varios hechos delictivos, informó el Ministerio Público (MP-Fiscalía) en un comunicado.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus