•   San José, Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Costa Rica, Panamá y Colombia acordaron fortalecer las acciones conjuntas contra el crimen organizado, en el marco de la Conferencia Centroamericana de Seguridad 2016, que concluyó ayer en San José.

Así lo anunció el ministro costarricense de Seguridad Pública, Gustavo Mata, quien aseguró que próximamente se programará una agenda de cumplimiento de las acciones que será analizada por los tres países dentro de seis meses.

"Costa Rica, Colombia y Panamá vamos a iniciar fuertes enlaces de comunicación y operación en fronteras. Colombia y Panamá también nos darán apoyo en los mares", dijo Mata en declaraciones distribuidas por el Ministerio de Seguridad tras concluida la cita regional.

Según el funcionario, la falta de recursos y equipos afecta la lucha contra el narcotráfico en las costas costarricenses, por lo que destacó la importancia del apoyo de Colombia y Panamá para tratar de detener el flujo de droga, especialmente en el Pacífico.

"No hay que recurrir a nuevos instrumentos legales. Vamos a sujetarnos a los que ya hay y vamos a trabajar en armonizar la coordinación", afirmó Mata.

CONFERENCIA REGIONAL

La Conferencia Centroamericana de Seguridad 2016 (Centsec), en la que participaron representantes policiales y de seguridad de 13 países, tuvo como fin de buscar mejores mecanismos de cooperación e intercambiar experiencias en la lucha contra el crimen organizado.

Para el ministro Mata, la principal conclusión del encuentro fue que "quedó perfectamente claro que debemos actuar con prontitud y trabajar en bloque" contra el crimen organizado.

Este foro permitió que las diferentes fuerzas que trabajan por la seguridad evaluaran los desafíos que amenazan la seguridad ciudadana, exploraran vías para fortalecer la eficiencia de la cooperación regional, y compartieran perspectivas, ideas y lecciones aprendidas, agregó el Ministerio de Seguridad.

Según datos de inteligencia citados por Mata, durante 2016 se prevé que por el Pacífico centroamericano se moverán entre 1,400 y 1,600 toneladas de cocaína provenientes de Suramérica y con destino a Estados Unidos y México.

Durante el encuentro, Costa Rica propuso a los demás países trabajar en la elaboración de una estrategia continental de seguridad, para que los países puedan responder de manera más "ágil y flexible" a las amenazas del crimen organizado.

Participaron representantes de Costa Rica, Honduras, Guatemala, Nicaragua, Panamá, Belice, El Salvador, República Dominicana, México, Canadá, Colombia, Chile y del Comando Sur de Estados Unidos.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus