EFE
  •   Ginebra, Suiza  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Naciones Unidas mostró ayer su preocupación por el alto índice de niños y niñas hondureños que  abandonan su país para migrar, especialmente a Estados Unidos, huyendo de una vida de violencia y pobreza, y los abusos a los que son sometidos.

El Comité sobre la Protección de los Migrantes y de sus Familias evaluó los pasados 29 y 30 de agosto el caso de Honduras y ayer publicó las conclusiones de dicho escrutinio.

"Le preocupa al Comité la situación de los derechos de niños y niñas en el Estado parte, que los lleva a migrar a otros países, donde se ven expuestos a numerosos delitos, así como abusos a sus derechos, principalmente a través de la detención y la expulsión", dice el texto. "Al Comité le preocupa las limitadas acciones e iniciativas del Estado parte a fin de proteger el derecho de los trabajadores migrantes y sus familiares a no ser detenidos arbitrariamente", agrega el documento.

Ante esta situación, los expertos del Comité recomiendan a Tegucigalpa que "fortalezca y profundice su cooperación con países de tránsito y destino dirigidos a que existan políticas, y protocolos dirigidos a asegurar el respeto efectivo de los derechos de la niñez en el contexto de la migración". Particularmente, el Comité pide al gobierno hondureño que haga todo lo necesario para asegurarse que "se ponga fin a la privación de la libertad de niños y niñas en razón de su estatus migratorio o de sus padres". También sugiere que Honduras abogue por establecer mecanismos alternativos a la detención y en el caso de niños no acompañados.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus