•   Guatemala  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

Más de medio millar de indígenas guatemaltecos se instalaron hoy a las afueras del Congreso, donde pretenden estar tres días, para exigir a las autoridades una ley de desarrollo rural integral y otra de regulación de aguas.

La integrante de la Asamblea Social y Popular (ASP), Amelia Mejía, dijo a Acan-Efe que los manifestantes acamparán durante tres días en las afueras del Congreso, y que el viernes tienen previsto dar una rueda de prensa y entregar un documento en el Parlamento sobre sus reclamos.

En el lugar se han instalado unos toldos donde los indígenas se cubrirán del sol y dormirán por las noches, y también se han colocado al menos cinco sanitarios móviles. Mejía explicó que en la manifestación participan indígenas y campesinos venidos de todas partes del país para retomar las "demandas ancestrales de nuestros territorios".

Los grupos indígenas y campesinos exigen al Organismo Legislativo que apruebe una Ley de Desarrollo Rural Integral que les permita mejorar las condiciones de vida de sus familias. También piden la aprobación de la Ley de Aguas, ante el constante desvío de los ríos y su contaminación en el interior del país, explicó Mejía.

Más: Guatemala lanza diálogo para elaborar guía sobre consulta a pueblos indígenas

Los manifestantes llegaron a las afueras del Congreso tras celebrar una marcha pacífica por la capital que incluyó paradas en la sede de Corte Suprema y de la Corte de Constitucionalidad. "Esta es la marcha por la Dignidad y la Resistencia Indígena, Negra y Popular", porque "para nosotros no hubo conquista de los españoles sino una invasión y despojo de nuestras culturas", expresó la dirigente.

La marcha partió del Obelisco, en el sur de la capital, y llegó hasta el Parlamento, en el centro de la ciudad, tras hacer paradas en la Corte Suprema y la de Constitucionalidad.

Daniel Pascual, dirigente del Comité de Unidad Campesina (CUC), dijo que los indígenas que participan en la marcha "trajeron sus fríjoles y el nixtamal (masa de maíz) para comer estos días" que permanecerán frente al Congreso Las mujeres, algunas acompañadas de sus hijos, se han sentado en la banqueta en donde las altas paredes del Congreso les cubre del sol.

"Las mujeres nos unimos para defender y cuidar el agua", se lee en una manta debajo de un toldo, mientras el grupo grita "la madre tierra no se vende, se defiende", en medio del ruido de vuvuzelas.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus