•   Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El gobierno de Costa Rica cerró hoy el campamento improvisado de migrantes en Peñas Blancas (frontera con Nicaragua) conocido como "Parqueo Deldú" donde llegaron a aglomerarse más de 2,000 migrantes en situación irregular.

El cierre es permanente y se ha efectuado de forma pacífica ya que las 130 personas que lo ocupaban en la actualidad aceptaron trasladarse a los Centros de Atención Temporal a Migrantes (CATEM), habilitados por el Gobierno en El Cruce a Santa Cecilia y en El Jobo, ambos en el cantón de La Cruz, explicó un portavoz gubernamental a los periodistas.

La clausura, que se realizó de manera paulatina desde el pasado 27 de septiembre y que culminó hoy, se apoyó en un proceso informativo y de diálogo con los migrantes, lo que permitió un desalojo pacífico y ordenado dando prioridad a las familias con menores de edad y embarazadas, según el portavoz.

"El "Parqueo Deldú" era un lugar inadecuado para la población migrante, ya que no reunía las condiciones para atender dignamente a las personas y podía ser un riesgo para la salud pública de la zona", aseveró.

Te interesa: Centroamérica, nueva ruta para asiáticos y africanos

Para utilizar los servicios de los CATEM las personas migrantes irregulares deben haber obtenido el Permiso de Ingreso y Permanencia Temporal (PIPT), en las oficinas de la Dirección de Migración y Extranjería (DGME) en la frontera de Paso Canoas.

"El registro le permite al Gobierno de Costa Rica brindar una atención básica humanitaria en los centros autorizados, entre la que se incluye agua, alimentación, asistencia médica y apoyo a las familias con niños y mujeres embarazadas", según el vocero.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus